Fiscalía cree que la expulsión del pleno del portavoz del PP en Cantoria (Almería) vulnera derechos fundamentales

Publicado 27/05/2017 11:39:26CET

ALMERÍA, 27 May. (EUROPA PRESS) -

La Fiscalía ha pedido que se estime el recurso contencioso-administrativo interpuesto por el portavoz del grupo municipal del PP en Cantoria (Almería), José Llamas, ya que considera que la alcaldesa, Purificación García (PSOE), habría vulnerado sus derechos fundamentales cuando ordenó su expulsión del pleno de la corporación local celebrado el 27 de febrero.

García explicó en su momento que expulsó a Llamas después de que este fuera llamado "varias veces al orden" y "levantara la voz" sin llegar a "respetar el turno de intervención" y sin que llegara a debatirse la moción presentada para reprobar el incidente que tuvo lugar en abril de 2016 entre propio Llamas y el asesor de la alcaldesa y su marido, Antonio Cerrillo.

El Ministerio Público indica en su escrito, elevado al Juzgado de lo Contencioso-administrativo 3 de Almería y consultado por Europa Press, que se procedió a la expulsión de un miembro de la corporación local "sin cumplir los requisitos legales exigidos", y añade que "no sólo se vulneró el artículo 91 de la ROF, sino también el artículo 23 de la Constitución".

Reprocha, asimismo, a la Alcaldía que no "diese posibilidad alguna" de formular observación al acta de la sesión anterior y su posterior debate y alude a dos grabaciones aportadas en las que consta que "comienza la sesión con la votación para aprobación de actas, votando a favor o en contra, sin que se pueda deducir una vez escuchada la grabación que haya existido posibilidad alguna de formular observación al acta y posterior debate".

La fiscal recuerda que el artículo 91.1 de la ROF señala que las sesiones comenzarán preguntando si algún miembro de la corporación tiene que formular observación al acta de la sesión anterior y, en su caso, que se procederá a su debate y decisión.

"En la sesión del pleno del Ayuntamiento de Cantoria de fecha 27 de febrero de 2017 se impidió la formulación de observaciones al acta de la sesión anterior para, posteriormente, en el caso de existir tal observación, debatirla y votarla, comenzando directamente con la votación de la aprobación de las dos sesiones anteriores".

Desestima, así, las alegaciones del la Alcaldía, que argumenta que sí se produjo tal posibilidad de formular observación "aunque lo cierto --afea el Ministerio Público-- es que, en caso de haberse producido, lo que correspondería conforme al mencionado artículo 91 de la ROF sería su posterior debate y posible rectificación del acta, no existiendo tal hecho en esa sesión".

Pide, así, que se dé la razón a Llamas en el marco del procedimiento especial para la protección de derechos fundamentales.

Llamas ha criticado la "actitud dictatorial" de la regidora, que "le ha impedido explicar en pleno todos los puntos que desde el PP consideraban que se tenían que tratar en este órgano municipal".

El portavoz municipal del PP pretendía alegar contra el acta de la sesión de 28 de abril de 2016 para que se rectificara explicando que "la persona que provocó el incidente fue don Antonio Cerrillo Peña, empleado del Ayuntamiento de Cantoria; que el señor Cerrillo, sentado en la primera fila de los asientos del salón de sesiones reservados al público, dirigiéndose al portavoz del Grupo Popular, don José María Llamas, le dijo: ¿Y tú que miras, gilipollas?"; y que el Señor Cerrillo hubo de ser desalojado del Salón de Plenos por la Policía Local".

Asimismo, también tenían intención de presentar un escrito relativo a la periodicidad de las sesiones ordinarias de pleno, "que no se celebraban desde el pasado mes de agosto", por lo que pedían a la alcaldesa que "no siguiese incumpliendo reiteradamente la normativa reguladora y convoque las sesiones ordinarias del pleno en tiempo y forma, es decir cada tres meses, no cuando han transcurrido casi siete meses como es el caso".

JUICIO POR EL INCIDENTE CON EL MARIDO DE LA ALCALDESA

Por el incidente que Llamas pretendía reflejar en el acta dio lugar a una denuncia en vía penal que ha derivado en un juicio por delitos leves por presuntas amenazas de los artículos que se ha señalado para el 28 de junio en el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción 1 de Huércal-Overa.

En su denuncia ante la Guardia Civil, el portavoz municipal del PP aseguró que temía "por su integridad y la de su familia" ya que Cerrillo supuestamente habría repetido este comportamiento con anterioridad, "insultándole y amenazándole en la calle", y definía al denunciado como una persona "agresiva, que es cazador", por lo que, según sostenía, temía que, "en un arrebato, pueda amenazarle o llegar a más con un arma de fuego".

Los hechos puestos en conocimiento de la Guardia Civil se registraron presuntamente unos 50 minutos después de que comenzará la sesión plenaria del Ayuntamiento de Cantoria.

Según recogía la denuncia, Cerrillo, quien fue retirado de la candidatura a la Alcaldía por el PSOE poco antes de las elecciones de mayo de 2015 tras una denuncia de la Guardia Civil por infracción administrativa, entró en el salón, se sentó en los bancos y, una vez "acomodado, comenzó a mirar" a Llamas, "insultándole, diciéndole cosas del tipo gilipollas", al tiempo que comenzaba "a dar voces, reprochándole varias cosas que no tenían nada que ver con los asuntos tratados en el pleno".

A continuación, el portavoz del PP habría instado a la alcaldesa, "que es mujer de Cerrillo", para que le pidiese que "dejara de insultarse, apelando a que es un cargo público elegido democráticamente", por lo que ella le recriminó en hasta dos ocasiones "hasta que, finalmente, tuvo que ser desalojado del pleno por parte de la Fuerza Pública".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies