Fiscalía se opone a la orden de alejamiento a favor del menor agredido en un IES de Olula

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico
Contador

Fiscalía se opone a la orden de alejamiento a favor del menor agredido en un IES de Olula

Publicado 24/11/2016 15:02:18CET

ALMERÍA, 24 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Fiscalía de Menores de Almería ha trasladado su oposición a la orden de alejamiento solicitada por la familia del menor de 12 años que fue agredido en el instituto Rosa Navarro de Olula del Río el 21 de septiembre por otro alumno al considerar que la "separación de clase" constituye una "medida suficiente" para preservar la situación del denunciante.

El Ministerio Público advierte así que el expediente iniciado a raíz de la denuncia de la víctima se enmarca en la presunta comisión de un delito de lesiones leves y no de acoso, motivo que también esgrime la Fiscalía para no acceder a la medida sobre la que aún debe pronunciarse el juez.

En esta línea, según han indicado a Europa Press fuentes de la acusación, la fiscal aprecia el entorno "desestructurado" en el que se maneja el menor de 14 años acusado mientras que desliga la situación psicológica de la víctima de la agresión que sufrió.

La acusación ha solicitado en dos ocasiones que se dicten medidas cautelares que mantengan al presunto agresor alejado de la víctima al considerar que se trata de una "imperiosa necesidad" para "normalizar" la vida del menor de 12 años, quien recibe tratamiento psiquiátrico y recibe clases dos veces por semana en su vivienda.

Asimismo, ha incidido en que el supuesto agresor habría "reconocido" haber lastimado a la víctima en sede judicial así como hechos de "cierta reiteración" en el pasado. No obstante, el expediente investiga un presunto delito de lesiones leves debido a que los involucrados coincidían por primera vez en un centro escolar, de forma que no se contempla como un caso de acoso en las aulas al no haber acreditado una "continuidad" en las agresiones.

Cabe recordar que la familia también denunció que en febrero de este año, fuera del colegio, el menor había sido agredido por un grupo de niños cuando se dirigía a un establecimiento para comprar chucherías, momento en el que no pudo reconocer a todos los atacantes. La denuncia se archivó en este caso debido a la "inimputabilidad" de los menores, de menos de 12 años.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies