Greenpeace retoma sus protestas en el Algarrobico: Susana Díaz "ya no tiene excusa"

 

Greenpeace retoma sus protestas en el Algarrobico: Susana Díaz "ya no tiene excusa"

Una activista tras pintar el Algarrobico reclama a Susana Díaz que actúe
GREENPEACE/PABLO BLAZQUEZ /EUROPA PRESS
Actualizado 13/07/2017 13:37:03 CET

ALMERÍA, 13 Jul. (EUROPA PRESS) -

Greenpeace ha lamentado este jueves que la Junta de Andalucía "no parezca interesada en que desaparezca" el hotel del paraje de El Algarrobico, en Carboneras (Almería), y ha señalado que la presidenta del Gobierno andaluz, Susana Díaz, a la que han remitido una carta, "no tiene excusas" ya que mientras que establecimiento de Azata del Sol "sigue en pie, se han desmantelado muchas construcciones ilegales en nuestro litoral"

"Es intolerable que siga en pie el hotel cuando ya existen las sentencias definitivas que confirman que el hotel fue construido ilegalmente en suelo protegido y que invade una playa pública", ha señalado la responsable de la campaña de Costas de la organización conservacionista.

Marcos ha remarcado que la Junta "debe acudir a la vía civil" para que la promotora Azata les entregue los terrenos de "forma inmediata" pero, por el contrario, según ha censurado, "su estrategia legal pasa por seguir recurriendo en el Tribunal Supremo, lo que supone una dilación innecesaria del procedimiento para hacerse con los terrenos".

Ha recordado, asimismo, que la Junta y el Ministerio de Medio Ambiente, en manos de Isabel García Tejerina, tienen firmado un protocolo de actuación para proceder a la demolición del edificio ilegal y la restauración de los terrenos desde hace más de un año, así que, a juicio de Greenpeace, "pueden ya proceder a desmantelar el edificio y restaurar el entorno del espacio protegido".

"Cada vez más gente a lo largo de estos 12 años, en los que Greenpeace ha llevado a cabo siete acciones in situ, ha ido manifestando su deseo de recuperar este espacio natural. La organización ha enviado una carta a Susana Díaz recordándole la urgencia de la demolición y ha puesto en marcha una recogida de firmas para que todas las personas que lo deseen puedan sumarse", ha concluido.

NUEVA ACCIÓN REIVINDICATIVA

Cabe recordar que Greenpeace ha realizado este jueves una nueva acción para reivindicar la demolición del hotel de Azata del Sol y se ha encaramado a la fachada del inmueble de una veintena de plantas para repintar la leyenda 'Ilegal' que ya fue rotulada, en diferentes formas, en acciones llevadas a cabo en 2007 y 2014.

De este modo, seis de los activistas que navegan a bordo del buque 'Esperanza' con que recorren desde el pasado día 8 la costa Mediterránea para urgir la protección de las zonas de costa aún sin urbanizar, han desembarcado con el auxilio de dos lanchas en la playa y han escalado por el frontal del hotel para pintar la letra 'I' que fue borrada por los vecinos del municipio días después de la actuación de mayo de 2014.

Los activistas de Greenpeace ya pintaron en 2007 el mensaje 'Hotel Ilegal' y, por estos hechos, la promotora del hotel, les reclamó una compensación económica cercana a los 195.222 euros por daños. En mayo de 2014, pintaron un círculo de 8.000 metros cuadrados en negro para que la leyenda resaltase en positivo. Fueron denunciados una treintena de activistas pero, dos años después, un juez de Vera decretó el sobreseimiento de la causa.

CAMPAÑA EN LAS REDES SOCIALES

Greenpeace inició hace unos días otra campaña con el lanzamiento de una convocatoria para encontrar "ideas arriesgadas" para exigir a la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, que tire el hotel ilegal construido en el parque natural de Cabo de Gata-Níjar.

El premio al autor de la idea más creativa será pasar un día como parte de la tripulación a bordo del barco Esperanza de Greenpeace, en el marco de la campaña 'Protección a toda costa' que recorre la costa este verano.

Con la pregunta '¿Cómo exigirías a la Junta de Andalucía la demolición inminente del hotel de El Algarrobico?', la ONG pide a los ciudadanos propuestas originales y arriesgadas solicitando el desmantelamiento de este hotel ilegal, cuyas obras llevan más de diez años paralizadas. La organización seleccionará una de las ideas recogidas para llevarla a la práctica próximamente.

La organización ha luchado durante una docena de años, ha realizado siete acciones directas en el hotel y con una veintena de sentencias, pero el hotel aún sigue en pie. "Es el momento de implicar directamente a la sociedad civil en la exigencia pública de una medida reiteradamente dilatada", considera Greenpeace, que anima a participar en redes sociales a través del 'hashtag' #TiraelAlgarrobico.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies