Juez cree que Grupo Galán "sobrefacturó 15,6 millones y "benefició" a familiares de Enciso

Publicado 21/06/2016 15:12:33CET

ALMERÍA, 21 Jun. (EUROPA PRESS) -

El denominado 'Grupo Galán', liderado por el empresario santanderino Juan Antonio Galán, quien controlaba varias empresas que subcontrataron con la Empresa Mixta de Servicios Municipales (Elsur) de El Ejido (Almería) y que "sobrefacturaron más de 15,6 millones de euros", habría "beneficiado" a "familiares" del exalcalde Juan Enciso (PAL) y del exinterventor municipal José Alemán, entre otros, además de a su propio patrimonio.

Según recoge el auto de procesamiento dictado en el marco del caso 'Poniente', este grupo se caracterizó porque sus "fronteras se dilataron" y abarcaron "no sólo compañías que pertenecían íntegramente a la familia" sino también a "entidades que Galán compartía con otros imputados" como el propio Juan Enciso, la esposa del exinterventor, Isabel Carrasco, su socio minoritario en la empresa Colaboradora de Gestión y Recaudación SL (Clabert), Ambrosio Cuevas, o el administrador de la sociedad Sillar y Raíz SL, Jesús Aragón, principalmente. Cabe recordar que todos fueron detenidos al estallar la operación policial en octubre de 2009.

En concreto, resume que el grupo, gestionado por Galán junto a su mujer y su hija, controlaban un entramado empresarial cuya "principal fuente de financiación" provenía de la facturación al Ayuntamiento de El Ejido, la propia Elsur y Desarrollo Urbanístico de El Ejido (DUE), mercantil igualmente propiedad del Ayuntamiento.

Calcula que la facturación de todas las empresas alcanzó los 30,9 millones entre 2002 y 2009, y que, a eso habría que sumar que, de forma indirecta, facturó 4,9 millones a Clabert Gestión SL, que a su vez obtuvo contratos del Consistorio por valor de 17,7 millones de euros si bien resalta que "más significativos que los ingresos obtenidos, son los pagos declarados" ya que varios de estos "se producen a empresas controladas por cargos relevantes del Ayuntamiento y sociedades relacionadas con este".

La resolución del Juzgado de Instrucción 2 de Almería, que pone fin tras siete años a la instrucción de esta macrocausa con un total del 65 procesados y consultada por Europa Press, detalla que, en un "primer nivel" de la presunta trama, se situarían las sociedades subcontratistas de Elsur, que "sobrefacturan" a la empresa mixta, a la recaudadora y al Consistorio, mientras que en un segundo nivel se ubicarían las sociedades patrimoniales, "que reciben --añade- parte del exceso de beneficio obtenido por las anteriores y lo invierten en inmuebles y productos financieros".

La "sobrefacturación" a Elsur se produjo presuntamente por un "exceso indebido de gastos" ya que el grupo habría "inflado notablemente" los gastos de su actividad al "incluir indebidamente en sus declaraciones fiscales pagos/gastos no deducibles fiscalmente" con dos objetivos, según subraya, "claramente defraudatorios"; por una parte, "justificar la obtención de un mayor volumen de ingresos que derivo en un mayor volumen de gastos de Elsur que justificó con la obtención de un canon más elevado del Ayuntamiento", y por otra, "reducir de forma notable el beneficio obtenido, y por tanto, los impuestos a pagar tanto por Elsur como por las subcontratas del grupo".

Indica el juez Jesús Miguel Hernández que la "canalización" de los fondos entre ambos niveles se habría hecho "mediante la emisión de facturas por prestaciones de servicios inciertos, lo cual, además, permitió a las empresas del primer nivel incrementar el gastos y reducir la tributación".

De este modo, el auto señala que una de estas patrimoniales, Multi Gestión Nuevo Ejido SL, tenía como clientes "siempre" a compañías del grupo subcontratistas de Elsur y sobre todo a la contratista del Ayuntamiento Clabert Gestión SL, que así facturó un total de 3,6 millones de euros y que "una tercera parte" de esta cuantía, hasta 1,1 millones de euros fue a la empresa Sistemas de Dirección SL, presunta "sociedad pantalla" del exinterventor municipal a través de la que habría obtenido 7,5 millones de euros en "comisiones ilegales". Otra parte de la "sobrefacturación" se destinó supuestamente a sus socios, entre los que menciona las mercantiles Enciso y Aguilera SL, y Enciso y Callejón, vinculadas al exregidor.

La instrucción concluida mediante auto dictado este lunes, concluye, asimismo, que tres de las subcontratas de Elsur con vinculación al Grupo Galán habrían realizado de "forma gratuita" trabajos de jardinería en varias viviendas particulares de imputados en la causa y personas de su entorno, cuyo coste, según remarca, "habría sido soportado, en última instancia, por Elsur, y en definitiva, por el Ayuntamiento de El Ejido".

Entre otros "beneficiarios" de la actuación de este grupo empresarial que habría sobrefacturado a la empresa mixta más de 15,6 millones de euros, el auto apunta a familiares del exalcalde como su cuñado, quien supuestamente recibió 92.026,59 euros entre 2007 y 2009; su sobrino y la esposa de este, quienes habrían obtenido 333.711,70 euros, "ya sea directamente o a través de una empresa"; u otro allegado, quien percibió presuntamente 25.117 euros.

El "beneficio" se habría canalizado, asimismo, con puestos de trabajo en Clabert Gestión SL para la cuñada de Enciso, la hermana del marido de esta, y la hermana de su yerno. Con respecto a los familiares del exinterventor, menciona a la hija de un primo hermano y al cuñado, también por su condición de trabajadores de la contratista del Ayuntamiento.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies