El PGOU de Almería buscará su adaptación a la LOUA al estancarse la aprobación del nuevo

El concejal de Urbansimo del Ayuntamiento de Almería, Miguel Ángel Castellón
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 19/03/2018 17:24:08CET

ALMERÍA, 19 Mar. (EUROPA PRESS) -

El pleno del Ayuntamiento de Almería debatirá en su próxima sesión la adaptación del actual plan general de ordenación urbana (PGOU), que data del 1998, a la Ley de Ordenación Urbanística de Andalucía (LOUA) con el fin de "garantizar el desarrollo de la ciudad" ante las "enormes dificultades" que el nuevo planeamiento ha encontrado para su aprobación, después de que la Junta suspendiera su tramitación por "deficiencias" hace dos años.

La comisión plenaria de Desarrollo Urbano y Vivienda ha dictaminado este lunes favorablemente, con los votos del PP y la abstención del resto de grupos, la propuesta de acuerdo para la formulación de la adaptación parcial del PGOU a la LOUA a partir del documento redactado por los servicios técnicos municipales de la Gerencia Municipal de Urbanismo, según ha explicado el Ayuntamiento en una nota.

El edil responsable del Área, Miguel Ángel Castellón (PP), ha lamentando que "ni de la propia mano de la propia Junta de Andalucía se hayan dado los pasos definitivos y concluyentes que resolvieran una situación sobre la que se viene trabajando desde hace más de diez años" desde que se comenzara a tramitar el nuevo PGOU.

Así, ha añadido que aunque el equipo de gobierno no renuncia a la tramitación del nuevo plan general, se ha optado por la adaptación parcial del planeamiento vigente para que "dote al urbanismo de la ciudad de mayor estabilidad, seguridad jurídica, mayor agilidad y la posibilidad de introducir modificaciones que hasta ahora no se podían realizar y poder seguir avanzando en la idea de construir el futuro que necesita Almería".

El documento será ahora elevado a pleno para su debate y aprobación, si procede, y sometido al trámite de información pública, para que cualquier persona pueda examinar el procedimiento y formular alegaciones, por el plazo de un mes, a contar desde la publicación del correspondiente anuncio en el Boletín Oficial de la Provincia.

La propuesta de acuerdo incluye la solicitud de informes, dictámenes u otro tipo de pronunciamientos de los órganos y entidades gestores de intereses públicos afectados, en relación a las nuevas determinaciones recogidas en el documento de adaptación parcial y no contempladas en el documento vigente.

La adaptación del actual PGOU a la LOUA "aglutina y recopila en un único documento todo lo que se ha aprobado definitivamente con anterioridad, como la planimetría a nivel estructural, las normas urbanísticas o las fichas de planeamiento", recalcaba Castellón.

REGULACIÓN DE DETERMINADOS ESPACIOS

Materialmente, la adaptación permitirá, entre otros aspectos, que un barrio como Castell del Rey, "que reúne los requisitos que la LOUA establece para el suelo urbano consolidado --accesos rodados por vía pavimentada urbana, saneamiento y abastecimiento-- se le pueda reconocer tal condición a nivel urbanístico".

"Es un espacio cuyos usos existentes como urbano son un hecho y, por tanto, esta adaptación permite regularizar esta situación y que así los vecinos pasen de contar con sanciones urbanísticas a ser considerados como cualquier otro barrio", ha explicado Castellón.

El documento de adaptación del PGOU recoge también todos los cambios que se han producido en materia urbanística desde su aprobación en 1998, tales como las nuevas líneas de costa, espacios naturales protegidos, como los Lugares de Interés Comunitario (LIC), las nuevas delimitaciones del puerto y el aeropuerto o el conjunto de bienes y espacios que han obtenido la declaración de Bien de Interés Cultural (BIC).

A la entrada en vigor del PGOU de 1998, el término municipal de Almería contaba con 18 elementos declarados, si bien a la fecha de redacción del nuevo documento, ahora pendiente de aprobación, el número de elementos BIC aumenta a 26, entre ellos, el Cargadero del Mineral, el Centro Histórico de Almería, la Alcazaba y las Murallas del cerro de San Cristóbal o el Parque Nicolás Salmerón, entre otros.

Castellón ha insistido en que "al no ser un documento que incorpora nueva ordenación, que simplemente se limita a incorporar lo existente a la Ley, el procedimiento para su aprobación es, teóricamente, más sencillo que la aprobación del un Plan General. La aprobación es municipal y los informes sectoriales que se solicitan a los distintos organismos lo único que tienen que comprobar es que el volcado de esa información, que contiene esta adaptación, se ha realizado de manera adecuada".

Albert Rivera

Albert Rivera

Presidente de Ciudadanos

21/09/2018

Patrocinado por