La alcaldesa de Jerez y la edil de Recursos Humanos declaran por presuntas injurias a dos sindicalistas de CGT

 

La alcaldesa de Jerez y la edil de Recursos Humanos declaran por presuntas injurias a dos sindicalistas de CGT

Publicado 05/04/2017 19:01:15CET

JEREZ DE LA FRONTERA (CÁDIZ), 5 Abr. (EUROPA PRESS) -

La alcaldesa de Jerez de la Frontera (Cádiz), Mamen Sánchez (PSOE), y la edil de Recursos Humanos, Laura Álvarez, han declarado este miércoles en el Juzgado de Instrucción número dos de Jerez de la Frontera (Cádiz) por un presunto delito de calumnias e injurias tras la querella interpuesta por dos delegados sindicales de CGT del Consistorio jerezano.

Según han apuntado fuentes del sindicato a Europa Press, tanto Sánchez como Álvarez se han acogido a su derecho a no contestar a las preguntas de la acusación particular. Cabe recordar que la demanda fue interpuesta tras declaraciones realizadas por ambas por el expediente que abrió el Ayuntamiento a dos delegados de CGT, de los que dijo que "podrían llevar varios años sin acudir a trabajar".

El gobierno local del PSOE indicó entonces en un comunicado que la labor de control evidenció en un principio que las dos personas en cuestión llevaban todo el año 2015 y lo que va de 2016 (hasta el 31 de mayo) en esa situación, "excediendo con mucho el número de horas sindicales de que disponían, por lo que se les requirió por escrito que se reincorporasen a su puesto de trabajo".

Ante un segundo requerimiento, tal y como apuntaron desde el Ayuntamiento, ambos trabajadores remitieron escrito en el que "reconocen abiertamente que sus situaciones obedecían un acuerdo tácito con los diferentes gobiernos municipales, desde hace más de 15 años".

Tras considerar "desafortunadas" estas manifestaciones y el comunicado realizado por el gobierno local, y al no prosperar el acto de conciliación celebrado en julio de 2016 --en el que los sindicalistas solicitaron al equipo de gobierno que reconociera tales afirmaciones como "rotundamente falsas"--, el pasado 17 de febrero presentaron una querella por injurias y calumnias que fue admitida a trámite.

Las mismas fuentes han asegurado que ni la alcaldesa ni Álvarez han aportado informes jurídicos al juez en los que adviertan de un "mal uso" de las horas sindicales por parte de estos dos delegados de CGT, al tiempo que han destacado que el pasado año el sindicato llegó a acumular "2.000 horas sin gastar".

Por ello, desde este sindicato han considerado que Sánchez y Álvarez "no han podido demostrar nada", por lo que las han acusado de "desprestigiar" y "criminalizar" a los representantes sindicales de la plantilla del Ayuntamiento de Jerez.

Por su parte, Mamen Sánchez y Laura Álvarez, que han comparecido en los juzgados durante hora y media, han evitado hacer declaraciones a los medios por recomendación de su abogado.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies