Cádiz, El Puerto y el Parque de los Toruños expanden el Festival de Cine Africano de Tarifa

Presentación de las extensiones del Festival de Cine Africano de Tarifa
FCAT
Publicado 12/04/2018 14:40:04CET

EL PUERTO DE SANTA MARÍA (CÁDIZ), 12 Abr. (EUROPA PRESS) -

El XV Festival de Cine Africano de Tarifa-Tánger (FCAT) ha presentado este jueves la programación de sus extensiones en la ciudad de Cádiz, que por primera vez acogerá actividades del festival, El Puerto de Santa María y el Parque de Los Toruños, que por cuarto año se convierte en sede de la cita con los cines de África.

En un comunicado, la directora del FCAT, Mane Cisneros, ha señalado que "este festival tiene su base en Tarifa y en Tánger, pero cada año se vuelve más gaditano", al tiempo que ha explicado que el objetivo de abrir más sedes del festival se debe al deseo "de querer expandirnos para llegar a más centros educativos y a más público".

A la presentación de la decena de actividades que se ofrecerán al público en las extensiones del Festival, celebrada en el Parque de Los Toruños, han acudido el jefe de equipo de Parques Metropolitanos, Actuaciones Singulares y Participación Ciudadana de la Agencia de Vivienda y Rehabilitación de Andalucía (AVRA), Manuel Campuzano, asñi como la concejala de Cultura del Ayuntamiento de El Puerto, María Eugenia Lara.

En concreto, las extensiones del FCAT en El Puerto y el Parque de Los Toruños se llevarán a cabo del 2 al 4 de mayo. Así, el Teatro Pedro Muñoz Seca acogerá las proyecciones de los largometrajes 'Supa Modo' (Kenia/Alemania, 2018) de la mano de su director Likarion Wainaina; también de la película de apertura del Festival 'I'm not a witch' (Zambia/Reino Unido, 2017); y del filme de la sección Afroscope 'The Wound' (Sudáfrica, 2017).

Asimismo, Los Toruños programará cortometrajes de temáticas medioambientales, acompañadas por charlas de sensibilización y contextualización facilitadas por el experto medioambiental y comunicador audiovisual Renato Álvarez Marín. Por su parte, la profesora de la Universidad de Cádiz (UCA) Inmaculada Díaz ofrecerá la charla 'Africanas, de formación: mujer'.

De igual modo, la sede de Los Toruños acoge desde este jueves la exposición 'Me monto mi película', que muestra el resultado de un taller cuyo propósito es sensibilizar al colectivo de niños del barrio de Ouidi en Uagadugú, capital de Burkina Faso, sobre la importancia del reciclaje para la salvaguarda del medioambiente. Un homenaje al cine y a la tradición fotográfica con imágenes de Sandríne Balade y Joël Cubas.

Por su parte, Manuel Campuzano ha mostrado su deseo de que tanto las proyecciones previstas en Los Toruños como la exposición tenga muy buena acogida entre los usuarios y los aficionados y seguidores del Festival y ha explicado que este año, entre otras novedades, las sesiones serán vespertinas y ofrecerán una temática "relacionada con la sostenibilidad y el medio ambiente, que caracterizan al parque".

Por su parte, la concejala María Eugenia Lara ha destacado la juventud de los cineastas que dirigen los filmes que proyectará el Teatro Muñoz Seca, de entre 30 y 40 años y con películas protagonizadas por jóvenes o adolescentes.

"Las miradas cinematográficas de la generación que quiere representar un cambio de marcha para un continente a través de tres historias del África del que pocos hablan", ha expresado la concejala.

EXTENSIÓN EN CÁDIZ CAPITAL

La extensión FCAT-Cádiz se estrena este año en la Sala Cultural Central Lechera con unas actividades que se llevan a cabo del 2 al 4 de mayo. Los protagonistas absolutos son los niños, ya que serán los colegios de la capital gaditana los que van a disfrutar de unos talleres de música y tradición oral impartidos por Kilema, músico de Madagascar, mientras que los alumnos de Secundaria podrán asistir a las proyecciones de 'Supa Modo' en la que servirá como guía la crítica y periodista cinematográfica Djia Mambu.

La oferta cultural en Cádiz se completa con la programación del monólogo teatral 'Tagine, una historia entre fogones', escrito e interpretado por la actriz hispano-marroquí Farah Hamed. Se trata de un monólogo gastronómico de gran éxito en el que la protagonista enseña al público una receta que le transmitió su abuela y con la que, al más puro estilo Sherezade, enreda al público con su historia personal.