'Valcárcel Recuperado' celebra este sábado una "jornada de solidaridad" en la sala Nautilus de la capital

Publicado 06/06/2015 11:06:47CET

CÁDIZ, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

El colectivo 'Valcárcel Recuperado' celebra este sábado en la sala Nautilus de la capital una "jornada de solidaridad" con cinco de sus integrantes, que serán juzgados el 1 de julio acusados de "usurpación de bienes inmuebles". Será la primera de toda un serie de actividades que se desarrollarán durante la segunda quincena de junio y hasta la fecha del juicio, según ha informado en un comunicado.

El colectivo ocupó en junio de 2011 el edificio Valcárcel, propiedad de una cadena hotelera que no ha convertido aún la finca en un hotel, con la pretensión de darle "uso social", y meses más tarde fue desalojado del edificio.

La jornada de este sábado comenzará a las 16,30 horas con un acto público, al que está convocado tanta la ciudadanía en general como los medios de comunicación, para "dar a conocer la situación de los acusados y la situación del edificio, que tras el paréntesis de actividad social y popular del año 2011 acumula ya casi dos décadas de abandono y especulación".

'Valcárcel Recuperado' asegura que "los argumentos que sostienen las acusaciones son tan subjetivos como haber dinamizado una de las cientos de asambleas realizadas en el edificio, crear una cuenta de correo para la coordinación de actividades o haberse identificado ante la policía en la manifestación de apoyo a la recuperación del edificio".

La charla servirá para "profundizar en estas cuestiones que demuestran el carácter arbitrario e injustificado de las acusaciones". A partir de las 19,45 horas comenzarán las actuaciones de grupos que participan solidariamente como Los Ramonis, 11007, Los Flangers y Perro Kostra.

La asamblea de 'Valcárcel Recuperado' está organizando una "semana de lucha" con contenidos y actividades que serán presentadas públicamente el 19 de junio, víspera del cuarto aniversario de la recuperación del edificio para "su uso social y su cuidado y mantenimiento ante el abandono que padecía, pese a ser un Bien de Interés Cultural y un edificio que forma parte de la memoria de miles de gaditanas y gaditanos".