La Diputación de Cádiz contrata el equipo técnico que redactará los planes de vivienda en 23 municipios

El diputado provincial Fran González en un encuentro sobre Vivienda
DIPUTACIÓN DE CÁDIZ
Publicado 07/03/2018 14:26:26CET

CÁDIZ, 7 Mar. (EUROPA PRESS) -

El responsable de Vivienda y Ordenación del Territorio de la Diputación de Cádiz, Fran González, ha presidido este miércoles la primera reunión celebrada con los profesionales que han sido contratados por el organismo supramunicipal para redactar los nuevos planes de vivienda de 23 municipios de la provincia.

Según informa el organismo provincial en un comunicado, esta revisión del planeamiento está coordinada por la Empresa Provincial de Vivienda y Suelo, conforme al convenio alcanzado entre Diputación y la consejería de Fomento y Vivienda de la Junta de Andalucía.

Así, González ha suscrito los contratos donde se estipula esta asistencia técnica y explicó las motivaciones de un servicio "que favorecerá el acceso a una vivienda digna, con especial incidencia en familias con limitaciones económicas sin acceso a las promociones de renta libre, además de procurar un trabajo técnico solvente y riguroso a ayuntamientos de pequeñas poblaciones".

La Diputación dedica a este cometido 178.000 euros. La figura de los planes municipales se incluye en la ley autonómica 1/2010 reguladora del derecho a la vivienda en Andalucía, los cuales determinan las necesidades de vivienda protegida de cada localidad --conforme a la demanda real-- precisando la cantidad, ubicación y tipología de los inmuebles.

Los municipios que han encomendado a Diputación la revisión de su planeamiento son Alcalá de los Gazules, Algar, Algodonales, Benalup-Casas Viejas, Benaocaz, Bornos, Castellar, Chipiona, El Bosque, El Gastor, Espera, Grazalema, Jimena, Olvera, Paterna de Rivera, Prado del Rey, Puerto Serrano, San José del Valle, Setenil, Torre Alháquime, Vejer, Villaluenga y Zahara de la Sierra.

La asistencia técnica de Diputación también le confiere la facultad de solicitar ayudas, a favor de los municipios, que podrán destinarse, entre otras finalidades, a la financiación de actuaciones de rehabilitación de viviendas o a la incorporación de medidas de eficiencia energética.