Susana Díaz recibe el Premio a la Solidaridad con El Salvador haciendo un llamamiento al desarrollo de los pueblos

Concesión del Premio a la Solidaridad de El Salvador a Susana Díaz
JUNTA DE ANDALUCÍA
Publicado 14/03/2018 14:40:37CET

SEVILLA, 14 Mar. (EUROPA PRESS) -

La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, ha defendido la "responsabilidad histórica" de las "sociedades civilizadas" hacia la cooperación y colaboración internacional, señalando que "si queremos tener un mundo mejor hay que ayudar al desarrollo personal y colectivo de todos los pueblos" del planeta, con motivo de la recepción del Premio a la Solidaridad, Cooperación, Desarrollo y Promoción con El Salvador y el pueblo salvadoreño Beato Óscar Arnulfo Romero y Galdámez de manos del viceministro de Cooperación para el Desarrollo de este país, Jaime Miranda.

Este distintivo, que se creó en 2016, reconoce, en esta segunda edición, los más de 30 años de cooperación de la Junta con este país que es, junto con Perú y Honduras, uno de los principales destinatarios de las acciones de la Agencia Andaluza de Cooperación Internacional para el Desarrollo (Aacid) en el continente americano. La inversión total andaluza en El Salvador supera los 38,5 millones de euros.

Para Díaz, este reconocimiento supone "un motivo de orgullo, un honor" y un "acicate" para seguir trabajando en materia de cooperación. La presidenta ha recordado que es obligación de los gobiernos "estar a la altura de lo que los ciudadanos esperan de nosotros, que es dar oportunidades allá donde lo demandan". Por eso, ha subrayado, Andalucía siente una mayor responsabilidad hacia una tierra, Latinoamérica, que considera "hermana" y referente, y con la que es necesario "seguir estrechando lazos mutuos".

Díaz ha mandado al presidente salvadoreño, Salvador Sánchez, el compromiso del Gobierno andaluz con el proceso que lidera para la "consolidación del Estado de bienestar, los derechos y las oportunidades, sobre todo de las personas que peor lo pasan, tienen más dificultades y se encuentran en riesgos de exclusión". Ellos, especialmente, requieren, ha dicho, "la mano tendida" de las instituciones. "Juntos tenemos que seguir avanzando, porque somos dos pueblos hermanos y es lo que los ciudadanos esperan de nosotros", ha indicado.

Las actuaciones de la Aacid en la zona se iniciaron en 1987 colaborando con el Gobierno salvadoreño en los planes de desarrollo y estrategias para erradicar la pobreza. Desde entonces, "incluso en época de crisis", se han invertido casi 23 millones en subvenciones para impulsar proyectos de desarrollo, sobre todo a través de cooperación directa con instituciones públicas, de las organizaciones no gubernamentales, seguidas de sindicatos (UGT y CCOO) y la Escuela Andaluza de Economía Social y las universidades.

Las ONGD han recibido entre 2011 y 2016 cerca de 15 millones de euros que han permitido atender necesidades sociales básicas en zonas de alta vulnerabilidad social, con especial atención a la educación y la salud, así como actuaciones relacionadas con el suministro de agua y saneamientos. Además, están trabajando en iniciativas de desarrollo rural territorial y fortalecimiento local y en programas orientados al empoderamiento de las mujeres y la promoción de su autonomía económica.

Una de las actuaciones destacadas en la zona ha sido la reconstrucción de infraestructuras del área educativa y de salud que resultaron dañadas por el Huracán Stan, con 130.000 personas beneficiadas.

Las acciones de cooperación se ejecutan a través del II Plan Andaluz de Cooperación Internacional para el Desarrollo 2015-2018, con un balance en 2017 de más de 42,5 millones de euros para la financiación de casi 200 proyectos en 26 países y más de 120 millones de personas beneficiadas.