UPA-A denuncia que la crisis en el sector lácteo provoca un descenso del 20% en las cabezas de ganado

Actualizado 06/08/2010 14:02:42 CET

SEVILLA, 6 Ago. (EUROPA PRESS) -

La Unión de Pequeños Agricultores en Andalucía (UPA-A) ha señalado que la crisis de precios en el sector lácteo "es insostenible" y ha indicado que, en la mayoría de los casos, el precio que reciben los ganaderos por un litro de leche "ni siquiera les alcanza para cubrir los costes de producción", lo que ha conllevado a la pérdida del 20 por ciento de las cabezas de ganado "y está provocando el abandono de numerosas explotaciones".

Según explicó UPA-A en una nota, esta crisis "está resultando sumamente perjudicial para los ganaderos andaluces, que ven cómo sus explotaciones dejan de ser rentables". Así, especificó que el caso "más relevante" se encuentra en el ganado bovino, donde en 2005 las cabezas de ganado en Andalucía ascendía a unas 791.712 cabezas, mientras que en diciembre de 2008 (último censo disponible) la cifra descendió más de un 35 por ciento, alcanzando las 510.665 cabezas.

Además, indicaron que estos descensos "evidencian la crítica situación" por la que están atravesando los ganaderos andaluces, que han decidido, en muchos casos, abandonar la actividad por la falta de rentabilidad.

En este sentido, aseguraron que el origen del problema se encuentra en la "profunda crisis de precios que sufre el sector" ya que, actualmente, el precio medio que recibe un productor por un litro de leche es de 0.35 euros, mientras que el coste de producción asciende a 0.475 euros. Además, el precio pagado en origen cada año es menor.

De esta forma, el secretario de ganadería y medio ambiente de UPA-A reconoció que las grandes cadenas de distribución "están asfixiando a los ganaderos, que se están viendo obligados a dejar sus explotaciones por la ausencia de rentabilidad de las mismas".

"Las grandes cadenas de distribución están llevando a cabo políticas abusivas, al utilizar la leche como producto reclamo y ofrecer precios irrisorios a los ganaderos" lamentó. Asimismo, las grandes empresas de distribución se sirven de excedentes a bajo precio procedentes de Francia, Portugal y Alemania, para sus marcas blancas, desplazando de los lineales de los supermercados a las principales marcas de leche españolas, "que tienen serias dificultades para vender su producción".

Ante esta situación, ha exigido que se regulen los mercados, de modo que los ganaderos puedan recibir unos precios justos por la leche que producen y "se asegure así la rentabilidad de las explotaciones ganaderas de la comunidad andaluza".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies