Consejo Escolar ve "conveniente" redefinir el concepto de libro de texto y avala la introducción del digital

 

Consejo Escolar ve "conveniente" redefinir el concepto de libro de texto y avala la introducción del digital

Actualizado 11/12/2010 11:55:51 CET

SEVILLA, 11 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Consejo Escolar de Andalucía ha aprobado en su último pleno el borrador del nuevo decreto por el que se regula el depósito, registro y supervisión de los libros de texto y que, como principal novedad, avala la introducción del libro digital en las aulas de la comunidad, algo que ya se está llevando a cabo este curso en un total de 82 centros de forma experimental.

Según se explica en este decreto, al que ha tenido acceso Europa Press, la transformación producida en el sistema educativo andaluz gracias a la inclusión de las TIC hace "conveniente" redefinir el propio concepto de libro de texto y flexibilizar los formatos y la presentación de los mismos. Por ello, especifica que, ahora, los libros de texto "podrán estar editados en formato impreso o en formato digital", indistintamente.

Eso sí, si los centros optan por la opción digital y en la modalidad on-line (los contenidos del libro de texto se alojarán en unos servidores internos del centro TIC), "deberán contener material de apoyo en soporte físico o material descargable en un ordenador personal que facilite al alumnado el desarrollo de actividades del currículo establecido para el área, materia, ámbito o módulo correspondiente y que no requiera conexión a redes externas de comunicación".

Se intenta así potenciar al máximo todas las posibilidades de la Escuela TIC 2.0 y, al mismo tiempo, que los alumnos puedan trabajar también desde casa sin tener que conectarse a Internet. Además, se especifica en el decreto que los libros de texto digital, "en ningún caso, contendrán elementos que precisen de licencias de terceros para su uso o acceso a los contenidos que se incluyan".

Por otro lado, mientras que la vigencia de los libros de texto impresos se mantendrá, como mínimo, durante cuatro cursos académicos, con los de formato digital esta vigencia será "en función del tiempo establecido en la correspondiente licencia de acceso y uso".

Con esta nueva normativa se derogará el anterior decreto del año 2000 y el sistema educativo andaluz, según reza en el texto, se adaptará al desarrollo producido en los centros docentes andaluces en el ámbito de las tecnologías de la información y la comunicación, al desarrollo de Internet como proveedor de contenidos y como vía de comunicación en la actividad docente, así como a la también adaptación de las empresas editoras a estos cambios, las cuales, ya editan materiales curriculares en soportes tecnológicamente avanzados.

NUEVA DEFINICIÓN DE LIBRO DE TEXTO

Igualmente, con la intención de adaptarse al nuevo contexto, se incluye una nueva definición del libro de texto, por el que se entenderá a partir de su aprobación definitiva al "material curricular autosuficiente destinado a ser utilizado por el alumnado, que desarrolla los contenidos establecidos en la normativa vigente para el área, materia, módulo o ámbito que en cada curso, ciclo o etapa educativa corresponda, atendiendo a los objetivos, competencias básicas, en su caso, métodos pedagógicos y criterios de valuación dispuestos por la Administración educativa".

Respecto a los contenidos, se incide en que deberán adaptarse al "rigor científico" adecuado a las edades del alumnado y al currículo aprobado por la Consejería de Educación y "reflejar y fomentar el respeto a los principios, valores, libertades, derechos y deberes constitucionales y estatutarios", así como a los principios y valores recogidos en la Ley Orgánica de Educación (LOE), en la Ley de Educación en Andalucía (LEA), en la Ley Orgánica de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género, en la Ley para la promoción de la igualdad de género en Andalucía y en la Ley de medidas de prevención y protección integral contra la violencia de género.

A estas leyes "ha de ajustarse toda la actividad educativa" y los libros de texto, además, deberán incluir contenidos y actividades relacionados con la educación en valores y la cultura andaluza. De no ser así, Educación pedirá a la inspección educativa que elabore un informe técnico del mismo y, en su casa, podrá proceder a la "baja de oficio por inadecuación de los contenidos".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies