Cuatro jóvenes emprendedores presentan en Sevilla soluciones tecnológicas para mejorar la vida de las personas

Emprendedores de SingularityU.
EUROPA PRESS/SINGULARITYU
Publicado 24/11/2017 16:56:54CET

SEVILLA, 24 Nov. (EUROPA PRESS) -

Una plataforma flotante para generar electricidad en el mar gracias a la energía eólica; un sistema para esterilizar mosquitos y reducir el contagio de virus; un desarrollo tecnológico para analizar el nivel de arsénico o plomo en el agua sobre la marcha; o un método para fragmentar la composición molecular de la tierra gracias a imágenes espectrales vía satélite son los innovadores y disruptivos proyectos presentados este viernes por cuatro jóvenes emprendedores de distintas partes del mundo en Sevilla en un acto organizado por el Capítulo de SingularityU Sevilla en Fundación Cajasol.

El acto, presentado por Thomas Kriese, vicepresidente de Comunidades de Singularity University y con la presencia del embajador del Capítulo de SingularityU Sevilla, Luis Rey, ha servido para exponer cómo gracias a estos proyectos estos antiguos alumnos de Singularity University podrán contribuir en el futuro a cumplir con el objetivo que esta institución educativa tiene: mejorar la vida de mil millones de personas en los próximos diez años a través de la tecnología.

El proyecto X1Wind, presentado por Alex Raventos (Barcelona), es una plataforma flotante para generar energía eólica en el mar sin necesidad de taladrar el fondo marino. Además del ahorro de costes, el sistema logra orientarse de manera autónoma en función de la dirección del viento y transmite directamente la energía por cable a la costa. "Si queremos conseguir que en el futuro el cien por cien de la energía sea renovable, tenemos que multiplicar por doce su capacidad de generación actual", ha apuntado Raventos.

El proyecto Mosteq, presentado por Gilad Gomé (Tel Aviv, Israel) es un sistema para esterilizar mosquitos, que, según el ponente, es uno de los mayores transmisores del mundo. "Además, por su alta resiliencia y por el cambio climático múltiples especies de mosquitos llegarán Europa en las próximas décadas", ha indicado Gomé.

Fredsense, presentado por Emily Hicks (Calgary, Canadá), es un sistema para analizar los posibles elementos contaminantes o nocivos que existen en el agua en apenas una hora. Han usado una bacteria para localizar qué componentes tiene el agua y obtener datos como por ejemplo el nivel de arsénico o plomo que contiene.

Hypercubes, presentado por Fabio Teixeira (San Francisco, Estados Unidos es una tecnología que utiliza satélites de bajo costo y sensores capaces de rastrear y hacer un seguimiento de la contaminación en la Tierra desde el espacio, lo que permite a las empresas comprender y reducir la producción de residuos y la huella ecológica. Esto puede ayudar a la hora de los recursos alimenticios de la tierra en el futuro pues "permite determinar el nivel de fertilidad de una plantación, las características del suelo, estrés, especies invasoras, enfermedades y hasta los nutrientes que están presentes en las flores de las plantas".