Huelva.- Jiménez (PSOE) ve "legítimo" que el alcalde de Almonte remita una carta a Zapatero para pedir "atención"

Actualizado 31/08/2007 19:12:11 CET

HUELVA, 31 Ago. (EUROPA PRESS) -

El secretario de Organización del PSOE de Huelva, Mario Jiménez, consideró hoy "legítimo" que el alcalde de Almonte (Huelva), Francisco Bella (PSOE), haya remitido una carta al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, en la que le pide que "tenga una agenda onubense" durante sus estancias vacacionales en Doñana.

En rueda de prensa tras la primera reunión del Plenario de la Ejecutiva Provincial socialista, Jiménez calificó de "razonable" que el primer edil almonteño "reclame al conjunto de las administraciones atención, tanto desde el punto de vista protocolario como de las actuaciones en el municipio".

En la carta, a la que ha tenido acceso Europa Press, Bella muestra su satisfacción por la presencia de Zapatero en Doñana, pues, según dice, "siempre es un motivo de satisfacción que un presidente del Gobierno, como han hecho sus antecesores, prestigie con su presencia un territorio como Doñana".

Sin embargo, el primer edil almonteño muestra su preocupación por la imagen pública que de su presencia en Doñana se traslada a los ciudadanos de esta zona, y asegura que "el equívoco empieza por una cuestión tan objetiva como situar correctamente el lugar en el que veranea, que no es otro que Huelva y, más concretamente, el municipio de Almonte, independientemente de que la proximidad geográfica con la provincia de Cádiz le invite a disfrutar de sus indudables atractivos".

En este punto, Bella solicita a Zapatero que durante sus estancias en Doñana "también tenga una agenda onubense", lo que, a su juicio, "se trataría de un elemental trato de equidad y de justicia para con esta tierra". "Los gestos en política, como bien sabe, son muy importantes, sobre todo si nacen de un conocimiento cabal de la realidad en la que nos movemos", apostilla.

Al hilo de ello, Bella señala que la historia reciente de Doñana "no ha sido fácil, pues son muchos los esquemas que han tenido que cambiar en la tierra para adaptarnos a la nueva perspectiva que se abrió a partir de 1992" y agrega que, "detrás de las decisiones políticas que se tomaron a partir de entonces ha habido mucho esfuerzo anónimo de Almonte y una gran dosis de sacrificio que todavía no ha sido suficientemente valorado ni reconocido".

En esta línea, pone como ejemplo la valla de Doñana instalada "unilateralmente" en los límites del Parque Nacional para criticar "el escaso eco que han tenido nuestras reiteradas demandas de participación, de una consideración de Doñana como un todo integral en el que no se puede separar la conservación del espacio protegido del medio social que lo circunda". "No se puede disociar la estrategia de conservación del lince de la movilidad en la comarca", añade.

Del mismo modo, el primer edil almonteño asegura que "Doñana es, por definición, un territorio multiforme, abierto a muchas influencias", pero indica que "es indudable que la provincia de Huelva, y Almonte concretamente, ha demostrado en los últimos 15 años una capacidad de iniciativa y una capacidad de adaptación a las nuevas circunstancias realmente ejemplar"

Sin embargo, Bella lamenta que "este hecho es obviado o tergiversado y, en más de una ocasión, nos vemos obligados los responsables públicos onubenses a dar estos toques de atención que deberían ser innecesarios".