La Guardia Civil detiene a seis jóvenes que transportaban 45 kilos de hachís

Actualizado 26/06/2007 13:40:03 CET

HUELVA, 26 Jun. (EUROPA PRESS) -

Agentes del Equipo de Policía Judicial con base en Moguer y pertenecientes a la Comandancia de la Guardia Civil de Huelva han procedido a la detención de seis individuos como presuntos autores de un delito contra la salud pública, al transportar 45 kilogramos de hachís.

Según informó la Benemérita en un comunicado remitido a Europa Press, los detenidos resultaron ser A.B., marroquí de 25 años de edad y vecino de Cartaya; A.M., marroquí de 35 años y vecino de Vitoria (Álava); A.T., marroquí de 24 años y vecino de Cartaya; R.M.L., de 35 años y vecino de Miranda de Ebro (Burgos); J.M.L., de 24 años y vecino de Miranda de Ebro (Burgos), y R.H., marroquí de 25 años y vecino de Pozuelo de Alarcón (Madrid).

El operativo llevado a cabo por agentes de la Guardia Civil se llevó a cabo en la tarde del pasado día 24 de junio y en el mismo se detuvo tanto a los vendedores de la droga, que tenían su base de operaciones en la localidad de Aljaraque, como a los compradores, que habían venido a Huelva desde la provincia de Burgos para aprovisionarse de un cargamento de hachís que sería posteriormente vendido en el norte de España.

Los detenidos realizaron la transacción en una casa sita en Aljapark, en cuyo interior habían dedicado gran parte del tiempo a ocultar la droga en el faldón trasero de un vehículo Wolkvagen, y el resto, hasta completar los 45 kilogramos aprehendidos, en el habitáculo destinado a la rueda de repuesto.

Estos extraños movimientos fueron observados por agentes de la Guardia Civil, quienes montaron un discreto servicio de vigilancia sobre las actividades de estos individuos y que finalmente condujeron a la detención de los mismos.

La detención se llevó a cabo en la rotonda del polígono pesquero norte, de Huelva, tras un breve seguimiento por parte de los agentes encargados de la investigación, quienes lograron sorprender a los dos vehículos que se disponían a abandonar la provincia de Huelva a través de la autovía A-49. Uno de los perros detectores de drogas, del servicio cinológico de la Guardia Civil, determinó de forma evidente la presencia de sustancias ilegales en el interior del coche.

El vehículo que transportaba la droga, así como otro marca Suzuki, que hacía funciones de lanzadera, fueron intervenidos y trasladados hasta las dependencias oficiales de la Guardia Civil en Huelva, lugar donde se procedió al despiece del fardón trasero y a extraer la droga oculta. Además del hachís, a los detenidos les fueron intervenidos más de 17.000 euros.

La Guardia Civil ha instruido las correspondientes diligencias que, en unión de los detenidos, la sustancia aprehendida y el dinero intervenido, han sido puestas a disposición del Juzgado de Instrucción número 4 de Huelva.