Sanidad Exterior detecta que más de la mitad de los vacunados para viajar se trasladan por trabajo

 

Sanidad Exterior detecta que más de la mitad de los vacunados para viajar se trasladan por trabajo

La jefa del servicio médico de Sanidad Exterior de Huelva, Mar Faraco.
EUROPA PRESS
Actualizado 09/06/2013 12:53:15 CET

HUELVA, 9 Jun. (EUROPA PRESS) -

El servicio de sanidad exterior de la Subdelegación del Gobierno de Huelva, que incluye el centro de vacunación, ha detectado en los primeros seis meses del año que más de la mitad de las 500 personas que se han vacunado antes de realizar un viaje a algún país que lo requiera o que esté en vías de desarrollo, se ha trasladado a estos países por motivos laborales y apenas un diez por ciento de ellos lo hace por placer.

En una entrevista concedida a Europa Press, la jefa de servicio y médico de sanidad exterior de la Subdelegación onubense, Mar Faraco, quien ante todo ha lanzado un mensaje de recomendación para obtener información sobre las vacunas necesarias o recibir una educación sanitaria en el caso de que se vaya a realizar un viaje a este tipo de países, ha señalado que la mayor parte de los receptores de estas vacunas en estos primeros seis meses han sido personas que se tienen que trasladar por cuestiones laborales.

En concreto, en 2013 por el momento se han vacunado unos 500 viajeros, que supone un 20 por ciento más que el pasado año en estas fechas. En este sentido, ha subrayado que el perfil también ha variado, ya que ha pasado del "joven aventurero que se iba a estos países a buscarse la vida o por placer, al perfil de un hombre de entre 45 y 50 años con familia a su cargo y que no desea el traslado, pero que no tiene más remedio que hacerlo" por motivos laborales.

Los países de destino más frecuentes se encuentran en la zona de Sudáfrica, Angola o la África subsahariana y países sudamericanos como Panamá, Brasil, Perú o Ecuador, entre otros.

Otro colectivo bastante amplio de los receptores de estas vacunas está conformados por personas procedentes de Mali --donde para viajar es obligatorio vacunarse para combatir la fiebre amarilla--, que vienen a Huelva a trabajar en las campañas agrícolas. Así, estas personas que años anteriores permanecían en la provincia en el intermedio de las campañas "ahora se van a su país porque es más barato vivir" en este espacio de tiempo, incluyendo los gastos del viaje, por lo que requieren la vacuna.

En este colectivo sí se ha notado un ascenso en el centro, que se encuentra ubicado en la propia Subdelegación y que cuenta con dos médicos y dos enfermeros. Otro grupo de personas que también requiere la vacunación son aquellos cooperantes que se van de forma voluntaria a estos países.

En Huelva, según explica Faraco, unas 1.200 personas al año piden información respecto a algún tipo de vacuna. Para ello, acuden en primer lugar al servicio, ubicado en la Subdelegación, y desde aquí se dirigen al Servicio Andaluz de Salud (SAS) con la receta médica, pagando estos servicios el propio usuario con el descuento de la Seguridad Social.

El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad ofrece una información en su página web relativa al consejo de vacunarse antes de emprender un viaje a un país en desarrollo, donde indica las vacunas que hay que inyectarse dependiendo de la zona a la que se desea viajar y las enfermedades que pueden transmitir vectores que viven en esos países.

TIPOS DE VACUNAS

En cuanto a los tipos de vacuna que proporciona el centro de vacunación, Faraco ha detallado varias, entre las que se encuentran las más comunes como son la inyección contra la fiebre amarilla, para viajar a África o las profilaxis contra la malaria, principalmente si se viaja a países tropicales. Pero hay otros tipos como la vacuna contra la encefalitis por garrapatas para viajar a algunas zonas de Europa.

También se inyectan, aunque en menos ocasiones, la vacuna contra la rabia, contra la encefalitis japonesa, la meningitis tetravalente o la polio, mientras que las que se suelen poner en el centro de salud son las vacunas contra el cólera, la fiebre tifoidea, la hepatitis A y B o la de tétanos, entre otras.

Por todo ello, desde la Subdelegación del Gobierno recomiendan obtener información sobre educación sanitaria para prevenir cualquier tipo de enfermedad contagiosa en los viajes internacionales.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies