El Ayuntamiento autoriza la apertura provisional al tráfico de la avenida Juan XXIII a partir del 16 de julio

Actualizado 13/07/2012 21:11:08 CET

MÁLAGA, 13 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Área de Movilidad del Ayuntamiento de Málaga ha informado de que ha autorizado la apertura provisional al tráfico de la avenida de Juan XXIII, en concreto en el tramo comprendido entre la plaza Manuel Azaña y la avenida Ortega y Gasset, para el próximo lunes 16 de julio.

Técnicos municipales del Área de Movilidad han finalizado este viernes la inspección de la señalización vertical, marcas viales, semáforos, balizamiento de obra, etcétera, cuya instalación es necesaria para proceder a la apertura provisional del tráfico en la zona, según han indicado desde el Consistorio.

Las inspecciones realizadas esta semana han sido necesarias para certificar que se habían cumplido las subsanaciones requeridas por el Área de Movilidad a la documentación que entregó recientemente Metro Málaga. Han explicado que sin las adecuaciones solicitadas "no era posible llevar a cabo la apertura".

La autorización de apertura permitirá a partir de lunes habilitar la circulación de vehículos y peatones tanto en sentido norte como en sentido sur de la avenida Juan XXIII, en dicho tramo, permaneciendo cerrado el paso inferior de la plaza Manuel Azaña, según han precisado en un comunicado.

En el sentido sur del tramo, se dispondrá de un carril de acceso desde la plaza Manuel Azaña a la avenida Juan XXIII, que se transformarán en tres carriles al rebasar la calle Corregidor Paz y Guzmán.

En el sentido norte se habilitarán dos carriles de circulación desde la avenida José Ortega y Gasset hasta la confluencia con la calle Fernández Fermina, donde se reducirán a un solo carril de circulación hasta llegar a calle Virgen de la Fuensanta, y el tramo comprendido entre esta vía y la plaza Manuel Azaña mantendrá la configuración actual de obra de dos carriles de circulación y un carril exclusivo de transporte público.

Al ser una apertura provisional al tráfico, los desvíos generales de las calles Virgen del Pilar-Virgen de la Fuensanta para el sentido norte y de las calles Corregidor Francisco de Molina y Corregidor Antonio de Bobadilla se mantendrán con la configuración actual. Una vez se implante la ordenación definitiva de la zona, los mencionados desvíos generales volverán a la configuración original previa al comienzo de la obra.

Han explicado que la intersección de la avenida Juan XXIII con Ortega y Gasset funcionará provisionalmente como una rotonda semaforizada, hasta que la rampa de tierra existente en la primera Juan XXIII en el tramo entre Ortega y Gasset y Alozaina desaparezca.

La calle Corregidor Paz y Guzmán se habilitará para el tráfico rodado, en único sentido de circulación en el tramo comprendido desde la calle Corregidor Ruiz de Pereda hacia la avenida Juan XXIII y la calle Fernández Fermina se mantendrá con la ordenación actual de obra, accediendo un único carril de circulación hacia la avenida Juan XXIII.

En cuanto a los autobuses, han incidido en que es una apertura provisional al tráfico general y han manifestado que el carril bus en sentido norte existente en el tramo comprendido entre las calles Fernández Fermina y Virgen de la Fuensanta pasará a ser un carril de circulación de uso general.

Las paradas de las líneas de autobús número 15 y N-2 de la Empresa Malagueña de Transportes (EMT) ubicadas actualmente en las calles Fernández Fermina, Corregidor Antonio de Bobadilla y avenida José Ortega y Gasset se trasladan a Juan XXIII en ambos sentidos de circulación.

Málaga ofrecido por
Málaga Ciudad Genial