La Junta se hace cargo de dos menores que estaban abandonados en una vivienda de la Cala de Mijas

 

La Junta se hace cargo de dos menores que estaban abandonados en una vivienda de la Cala de Mijas

Actualizado 30/06/2006 15:53:05 CET

La Guardia Civil lleva cinco días buscando a una mujer de origen finlandés que estaba a cargo de los pequeños

MALAGA, 30 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Delegación Provincial para la Igualdad y Bienestar Social de la Junta de Andalucía se ha hecho cargo de los dos menores que fueron encontrados el domingo por la Guardia Civil en una vivienda de la Cala de Mijas (Málaga) después de haber sido abandonados.

La delegada provincial del ramo, Amparo Bilbao, manifestó que los dos niños, uno de cinco años y otro de unos cuatro o cinco meses, ingresaron en un centro de menores el pasado lunes, después de pasar por el Hospital Costa del Sol de Marbella (Málaga) donde les hicieron una revisión médica y comprobaron que estaban "en buen estado de salud".

Asimismo, explicó a Europa Press que el Servicio Provincial de Menores recibió del Hospital Costa del Sol la notificación de que había dos menores en situación de abandono, y a partir de ese momento se puso en marcha el protocolo para hacerse cargo de ellos.

Bilbao señaló que los menores no tenían ningún tipo de documentación, al tiempo que expuso que la Guardia Civil está investigando el caso y buscando a la madre de los pequeños.

Así, se ha decretado para ambos menores una situación de "desamparo provisional", hasta que la justicia decida como se resuelve la situación.

La Guardia Civil lleva ya cinco días buscando a una mujer de origen finlandés por el estado de abandono en que se encontró a los dos niños que, al parecer, estaban a su cargo, según publica hoy el Diario Sur. Los vecinos de la mujer, cuya vivienda estaba en la calle Fuengirola, llamaron a las 02.00 horas del domingo al puesto de la Benemérita informando de que se oía llorar a un niño en una vivienda contigua a la suya, situación que venía produciéndose desde hace un mes.

Tras llamar varias veces a la puerta, los agentes decidieron entrar, y una vez dentro observaron que el bebé, que estaba sentado en una sillita sólo con un pañal, tenía llagas en cuello, axilas y glúteos; mientras que el otro niño estaba acostado en un habitación. Además, comprobaron que la casa se encontraba en muy mal estado de salubridad.

Málaga ofrecido por
Málaga Ciudad Genial
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies