Familia del joven fallecido por peritonitis en Gaucín dice que quieren una investigación hasta el final

Actualizado 09/04/2008 21:46:08 CET

GAUCIN (MALAGA), 9 Abr. (EUROPA PRESS) -

La familia del joven de 24 años natural de Gaucín (Málaga), muerto por peritonitis, mostró esta tarde su indiferencia ante la noticia de que el área Sanitaria de la Serranía de Ronda haya abierto una "información interna", asegurando que "no nos vale de nada" y anadieron que lo que desean "es una investigación", según señaló, en declaraciones a Europa Press, la hermana del joven, María José Ramírez.

Además, explicó que este paso es una consecuencia "lógica", y es que la familia presentó una reclamación cuando el ahora fallecido ingresó en la Unidad de Cuidados Intensivos, y una segunda tras la muerte del joven.

En cuanto a las condolencias ofrecidas por la dirección del hospital rondeño, la hermana del fallecido señaló que "quien nos tiene que dar las condolencias son los médicos que le atendieron".

Además, también anunció que la familia ya ha contactado con la asociación de afectados por negligencias médicas, al tiempo que aseguró que "vamos a llegar hasta donde tengamos que llegar".

De igual modo, la familia del joven fallecido aseguró que están barajando la posibilidad de entrar en contacto con el Defensor del Pueblo Andaluz, aunque esta medida todavía no se ha adoptado.

Todo comenzó el día 31 de marzo cuando la familia del joven lo trasladó al centro de salud de Algatocín (Málaga) con vómitos, diarrea y fuertes dolores. El médico les indicó que podría tratarse de peritonitis y que lo llevasen a Urgencias del hospital rondeño. Allí le dicen que podría ser una salmonelosis o un virus, lo mantuvieron sentado durante 24 horas y le dieron al alta, realizándole varias pruebas, entre ellas, un cultivo.

El martes día 1 de abril regresó a Gaucín a la espera de los análisis realizados el día anterior. El día 3 volvió a sentirse mal y los familiares llamaron al médico del consultorio de Gaucín, que no acudió a la casa del joven. Según consta en la denuncia, éste le pidió a la madre que le llevara los informes de Urgencias de Ronda, a lo que ésta le dijo que no podía dejarlo solo. El sábado día 5 volvió al hospital de Ronda en muy mal estado, suministrándole antibióticos y devolviéndolo de nuevo a casa tras unas horas.

Esa misma noche, al ver que la salud del chico empeoraba, llamaron para solicitar el servicio de ambulancia, pero ésta se encontraba ocupada, por lo que la misma familia lo trasladó a las Urgencias del hospital. Allí entró en parada cardiorrespiratoria, siendo recuperado por los médicos tras labores de reanimación y trasladado a la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), donde falleció en la tarde del domingo.

El joven recibió sepultura en el día de ayer, tras habérsele hecho una autopsia en la capital malagueña. Por su parte, el alcalde del municipio, Teodoro de Molina, manifestó que en el pueblo se vive una situación de "consternación" por los hechos y concretó que "no se puede permitir que un niño se muera de apendicitis".

Málaga ofrecido por
Málaga Ciudad Genial