La presidenta de la protectora de Torremolinos recurrirá su condena a cerca de cuatro años

Actualizado 11/01/2017 12:31:37 CET

MÁLAGA, 11 Ene. (EUROPA PRESS) -

La presidenta de Parque Animal de Torremolinos (Málaga), Carmen Marín, condenada por el Juzgado de lo Penal número 14 de Málaga a la pena de tres años y nueve meses de prisión y multa de 19.800 euros por los delitos continuados de maltrato animal, falsedad e intrusismo profesional, por el sacrificio "masivo" e "indiscriminado" de perros y gatos; ha anunciado que recurrirá la sentencia, que ha calificado de "injusta".

En un comunicado, ha defendido su inocencia "en todos los delitos" por los que se le condena y ha señalado que recurrirá ante la Audiencia Provincial de Málaga "y si es necesario" llegará hasta el Tribunal Supremo.

Así, ha incidido en que la sentencia "es injusta" y ha apuntado que su condena por falsificación documental "lo ha sido por un hecho que había sido sobreseído por el juez de instrucción número 5 de Torremolinos".

Además, ha añadido que "llama poderosamente la atención que la condena por falsedad documental sea mayor que por el delito de maltrato animal". En la sentencia, el juez impone a los acusados el máximo legal permitido por el delito de maltrato animal.

La sentencia considera probado que la acusada era quien "impartía las instrucciones y ejecutaba materialmente los hechos" con la colaboración de un trabajador, que también ha sido condenado por maltrato e intrusismo profesional a un año de cárcel y multa; realizando los sacrificios desde principios de 2008 y al menos hasta octubre de 2010.

Málaga ofrecido por
Málaga Ciudad Genial