El PSOE critica que la reforma fiscal "no se implique" en la lucha contra el fraude, cuya recaudación cae un 5%

Antonio Hurtado y Miguel Angel Heredia en rueda de prensa sobre reforma fiscal
EUROPA PRESS
Publicado 07/07/2014 13:00:48CET

Miguel Ángel Heredia y Antonio Hurtado insisten en que un 42% de la población, que se corresponde con la clase trabajadora, pagará más

MÁLAGA, 7 Jul. (EUROPA PRESS) -

El PSOE ha vuelto a criticar este lunes la reforma fiscal aprobada por el Gobierno central y ha lamentado que el Ejecutivo del PP "no se implique" en la lucha contra el fraude fiscal, cuya recaudación ha caído en 2013 un cinco por ciento, "la primera vez en la historia de la Agencia Tributaria en la que ha sucedido esto".

Así, en rueda de prensa en Málaga, el diputado y portavoz adjunto de Economía del PSOE en el Congreso, Antonio Hurtado, junto con el secretario general de los socialistas malagueños, Miguel Ángel Heredia, ha afirmado que en 31 años es la primera vez que desciende la recaudación contra el fraude fiscal en España, pasando de los 11.517 millones de 2012 a los 10.950 de 2013.

"Esta si es una forma de recaudar justa, no ir contra los asalariados o pensionistas", ha dicho Hurtado, quien ha criticado también la "amnistía fiscal" del Gobierno y que ha supuesto que alrededor de "30.000 defraudadores hayan regularizado sus rentas de origen opaco". Por ello, ha reclamado más inspectores para estas labores.

La reforma fiscal del PP "perjudica a la clase trabajadora", ha dicho, lamentando el descenso que provocará en la recaudación de 5.000 millones en España, 600 millones en Andalucía y 150 en Málaga. "No es positivo en el sentido de que el país no tiene un problema de gastos sino de ingresos y el problema va a empeorar", ha dicho.

En concreto, se ha referido el también diputado socialista por Córdoba a que el Gobierno, al reducir la recaudación, "nos quiere abocar a reducir gastos en políticas sociales". "Es el primer paso para justificar por parte del PP nuevos recortes", ha apostillado.

Hurtado ha manifestado que el Ejecutivo del PP habla de "reformas de segunda generación, que son ni más ni menos que más recortes en políticas sociales". "Sigue perjudicando a la clase media trabajadora y beneficiará a las grandes empresas", ha considerado el socialista, quien ha añadido que "para nada todo el mundo se va a ver beneficiado como dijo el Gobierno".

EL 82% DE LA POBLACIÓN, AFECTADA

Tanto Heredia como Hurtado han indicado que los que tienen una renta inferior a 11.200 euros, el 40 por ciento de la población española, no se verán beneficiados porque no pagaban el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF). En el caso de Málaga se trata de 225.000 personas. Sin embargo, sí se verán perjudicadas de forma indirecta porque es el sector de población que más demanda políticas sociales, ha concretado el portavoz adjunto de Economía del PSOE en el Congreso de los Diputados.

Aquellos que cobren entre 12.500 y 33.000 euros, que se corresponde con la clase media trabajadora, "van a pagar más", ha dicho, y ha añadido que se trata del 42 por ciento de la población española y que en Málaga incluye a unos 245.000 declarantes.

Por último, el 18 por ciento restante son los "grandes beneficiados", aquellos que cobran más de 33.000 euros, ha apuntado. "Quien gane 12.500 euros tributaba un 24,75 por ciento y con la reforma lo hará un 25 por ciento y el que cobra más de 40.000 euros tributaba un 40 por ciento y ahora lo hará un 39", ha explicado durante su intervención.

En definitiva, "el 82 por ciento de la población no se beneficiará de esta reforma fiscal", que se centra, ha recordado, en la modificación de tres impuestos: el IRPF, el de sociedades y el del IVA.

Hurtado ha lamentado que se "elimine gran parte de la progresividad del IRPF ya que se reducen tramos pero también los tipos marginales, algo que beneficia a las rentas superiores" y ha rechazado que la indemnización por despido tribute: "es injusto porque esa indemnización deriva de rentas ya percibidas y que tributaron por lo que estamos incurriendo en una doble imposición y a unas personas que se ven en el paro".

También ha criticado que no se apoye a pymes y autónomos y que desde 2015 se "elimine la deducción por alquiler de viviendas" tanto a inquilinos como a propietarios y que el IVA se incremente a productos sanitarios, que pasarán del 10 al 21 por ciento, entre los que ha citado vendas, gasas, tensiómetros, etcétera. Sobre esto último, el socialista ha recordado que supone también "un encarecimiento sustancial de la sanidad pública e incide en los recortes que ya tiene por parte del Gobierno central".

En los mismos términos, el líder del PSOE de Málaga ha reclamado al Ejecutivo del PP que se aplique el tipo reducido del 10 por ciento a servicios de primera necesidad y a la cultura y que alcohol y tabaco tributen como en los países europeos.

En su opinión, esta reforma "insensible y unilateral" pretende "más recortes y un nuevo golpe al Estado del Bienestar". Por ello, el PSOE solicitará que cualquier merma en los ingresos autonómicos sea compensada por el Estado mediante la Ley Orgánica de Financiación de las Comunidades Autónomas (Lofca).

Málaga ofrecido por
Málaga Ciudad Genial
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies