Sánchez Maldonado dice que no se puede competir con reducciones salariales o del gasto, sino mejorando la productividad

 

Sánchez Maldonado dice que no se puede competir con reducciones salariales o del gasto, sino mejorando la productividad

Sánchez Maldonado en foro economía Málaga
EUROPA PRESS
Publicado 21/03/2017 16:28:47CET

MÁLAGA, 21 Mar. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Empleo, Empresa y Comercio de la Junta de Andalucía, José Sánchez Maldonado, ha asegurado que "no podemos competir con países de desarrollo con un crecimiento que se base en la devaluación salarial o en la reducción del gasto público social", sino que ha abogado por "mejorar nuestra productividad, impulsando la actividad productiva de alto valor añadido y apostando por el desarrollo de nuestro capital humano y la aplicación del conocimiento".

Sánchez Maldonado, que ha clausurado la jornada 'Andalucía una economía que avanza', organizada por Expansión con el patrocinio de Unicaja Banco, ha manifestado que los cambios económicos "están siendo vertiginosos", aunque ha considerado que "aún son frágiles", ya que, "estamos saliendo de esta crisis tan tremenda, pero con el problema de que no estamos creando suficiente empleo ni con la calidad deseada".

Por eso, ha considerado que "no nos debemos dejar avasallar ni tampoco podemos improvisar", apuntando que en la Junta "estamos convencidos de que el papel que debe jugar el sector público en la economía moderna, cada uno en su ámbito de competencias, debe ser tanto de árbitro como el de dejar el terreno de juego en las mejores condiciones para que el balón circule y para que los buenos puedan jugar".

"Hay algunos que pueden estar interesados en que el césped esté muy elevado y que quieran competir con costes salariales en vez de innovación y desarrollo del conocimiento", ha lamentado, mostrando su preocupación por que la política económica que se aplica en el ámbito nacional "no hace frente a los problemas estructurales de nuestra economía, fundamentalmente al nulo crecimiento de la productividad", lo que, ha dicho, "está mermando nuestro crecimiento".

Al respecto, Sánchez Maldonado ha incidido en que "si no hay conocimiento, no hay futuro para la economía", apuntando que Andalucía "atesora un tejido productivo ya bastante experimentado que se esfuerza día a día por competir e innovar tanto en los sectores tradicionales como en los de alto valor añadido". Además, ha dicho, "tenemos un capital humano altamente cualificado" y un "atractivo mercado de 8,4 millones de consumidores".

Ha recordado que las comunidades autónomas no tienen "muchas capacidades de influencia en políticas macroeconómicas, monetarias y fiscales", aunque ha asegurado que "con lo que tenemos, sabemos lo que tenemos que hacer y tratamos de hacerlo". Ha sostenido que los avances en la economía andaluza se han visto "mermados tanto por la crisis como por la política económica nacional, que pueden impedir que creemos empleo al ritmo que necesitamos".

"Estamos trabajando con luces cortas tratando de minimizar el impacto de esta crisis en nuestras empresas, y eso nos diferencia porque hemos mantenido a las personas como una prioridad de las políticas públicas", ha dicho, pero, ha añadido, "también trabajamos con luces largas, sin renunciar a políticas de estímulo que nos preparen para un nuevo modelo económico, sumamente globalizado, en constante innovación y necesariamente sostenible".

ESTRATEGIAS

Como alternativa a la "conservadora" política nacional, el consejero ha recordado que el Gobierno andaluz ha apostado por plantear dos estrategias para mejorar la productividad, la especialización inteligente y la industrialización.

Con respecto a la especialización inteligente, Sánchez Maldonado ha asegurado que esta estrategia está sirviendo para concentrar los recursos "en aquellos sectores en los que somos más competitivos", y en cuanto a la industrialización, ha recordado la reciente firma del Pacto por la Industria y la puesta en marcha de la Estrategia Industrial de Andalucía.

Así, ha animado a los agentes sociales y económicos, instituciones y todo tipo de agentes implicados a sumarse al Pacto por la Industria, que pretende movilizar una inversión público-privada superior a los 8.000 millones de euros con el objetivo de elevar del 12 al 18 por ciento la participación de la industria en el VAB regional.

Igualmente, Sánchez Maldonado ha mantenido que Andalucía cuenta con "uno de los sistemas públicos de apoyo a la actividad empresarial más completos del país", enumerando los instrumentos financieros como las órdenes de incentivos de IDEA o el programa Invest para la captación de inversiones.

Por último, el consejero ha destacado que el proyecto de recuperación económica que defiende el Gobierno andaluz es "ambicioso y no hipoteca nuestro futuro, y está diseñado con el máximo consenso con los agentes económicos y sociales".

EMPRESARIOS

Por su parte, el presidente de la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA), Javier González de Lara, ha considerado que hay "abrir un amplio debate y consensuar qué factores de competitividad son necesarios para afrontar los problemas estructurales, sociolaborales y económicos que tenemos", abogando por "poner en valor los conceptos competitividad y productividad al mismo nivel que los de sostenibilidad medioambiental y solidaridad".

Ha centrado su intervención en la clausura en los "entornos y en los retos", apuntando que "nuestro ámbito de posibilidades será mayor en la medida en que la acción administrativa permita la existencia de ecosistemas que sean eficientes, no sólo desde los ámbitos empresariales sino también regulatorios".

Ha reiterado lo que ha denominado "como un mantra" de los empresarios, como es la necesidad de una regulación "más simple y clara", y ha señalado que las empresas tienen estrategias, pero "necesitamos también que las administraciones tengan una visión estratégica para acompasar los tiempos". En este sentido, González de Lara ha dicho que "aunque se hacen esfuerzos, falta mayor coordinación".

En cuanto a la responsabilidad de los empresarios, ha instado a "modernizarnos" en todos los sentidos y ha apostado por "recuperar el pulso de la inversión en infraestructuras"; así como por potenciar la formación en la empresa "porque nos encontramos en un momento crucial de crecimiento económico y necesitamos que se consolide y eche raíces".

Como reto a medio plazo, ha abogado por aplicar las nuevas tecnologías en todo el proceso productivo y también ha incidido en la importancia de la inversión en innovación. "Convirtamos la i minúscula en mayúscula", ha instado, añadiendo que "si no se innova, si no se entra en el mundo de la transformación digital, se desaparece".

Málaga ofrecido por
Málaga Ciudad Genial
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies