Las ayudas de Diputación de Jaén para implantación de nuevas empresas generan más de 600 empleos en tres años

Publicado 07/04/2018 10:27:02CET

JAÉN, 7 Abr. (EUROPA PRESS) -

Las ayudas de la Diputación de Jaén para financiar proyectos empresariales que generen al menos 15 puestos de trabajo en la provincia jiennense y que estén ligados a una inversión inicial igual o superior a los 50.000 euros, han permitido desde 2015 y hasta 2018 generar más de 600 puestos de trabajo en la provincia.

En concreto, según ha indicado a Europa Press el diputado de Empleo, Manuel Hueso, ha sido 21 proyectos los que han resultado beneficiados en los últimos tres años de estas subvenciones que está enmarcadas en el Plan Intensivo de Empleo puesto en marcha desde la Administración de Jaén. El dinero destinado a estas ayudas ronda los ocho millones de euros.

El 80 por ciento de estos 21 proyectos subvencionados en los tres últimos años son ejecutados por empresas de la propia provincia, el resto viene de fuera, tanto de otras comunidades autónomas como es el caso de Aragón, o incluso de fuera de las fronteras españolas, como es el caso de Francia.

Es por ello por lo que Hueso subraya la necesidad de seguir promocionando y dando a conocer estas subvenciones fuera de la provincia de Jaén para atraer empresas de fuera. Para ello, uno de los instrumentos que se está utilizando desde Diputación es el Enfoca Jaén.

Se trata de un mapa de recursos para el Desarrollo y el Empleo en la Provincia de Jaén. El objetivo de esta herramienta es impulsar el desarrollo industrial y empresarial de la provincia, traducido en la generación de empresas y atracción de nuevas inversiones, mediante la identificación de oportunidades en infraestructuras y servicios que permitan iniciar actividades empresariales y profesionales con las mayores garantías de éxito posibles.

Actualmente ya está abierta la nueva convocatoria de estas ayudas para 2018, que se podrá solicitar hasta el próximo 17 de agosto. Esta nueva convocatoria está dotada con 4,7 millones de euros, una cantidad ligeramente superior a la de 2017. También está todavía sin resolver la convocatoria extraordinaria que la Diputación cerró el pasado mes de enero, y a la que ha optado entre otras empresas, la firma japonesa que va a instalarse en La Carolina.

Esta ayudas vienen a sufragar durante dos años los costes salariales del proyecto de generación de empleo previsto por las empresas. Podrán solicitar estas ayudas, según ha indicado Hueso, "tanto empresas que tengan previsto implantarse en nuestra provincia, como también aquellas que ya tengan establecimiento operativo aquí, siempre que presenten proyectos de inversión ligados a la creación de empleo, en este caso, de 15 o más puestos de trabajo".

A la hora de conceder las ayudas se valoran los proyectos y se pondera la creación de empleo que generen, la utilización de recursos locales en los procesos de producción, distribución o comercialización y el carácter innovador de la empresa en la provincia de Jaén.

Con estas subvenciones se financiará un porcentaje del 45 por ciento del proyecto a las pequeñas empresas --las que cuentan con menos de 50 personas y no superan un volumen de negocio de diez millones de euros--; un 35 por ciento a las medianas --aquellas que cuenten con menos de 250 trabajadores y cuyo volumen de negocio no supere los 50 millones o su balance general no sea superior a los 43 millones de euros-- y, por último, un 25 por ciento a las grandes --las que emplean a más de 250 personas y tienen un volumen de negocio de más de 50 millones de euros o un balance general superior a los 43--.

Además, cada uno de los puestos de trabajo creados gracias a la inversión, deberán mantenerse en la provincia de Jaén, a lo largo de cinco años desde la primera ocupación del puesto o tres años si se trata de una pyme.

El diputado de Empleo, Manuel Hueso, ha reiterado que, "sin ser una competencia propia de la Diputación, estamos haciendo un esfuerzo considerable para que las empresas y empresarios que quieran establecerse en la provincia de Jaén puedan beneficiarse de este tipo de subvenciones".

En este sentido, ha reconocido que el empleo en las pequeñas empresas es en buena parte inducido por el tirón de arrastre que proviene de las medianas y grandes empresas. "La fortaleza de estas últimas será la garantía de éxito y de asentamiento en el tiempo del autoempleo o el minifundismo empresarial, de ahí, la apuesta por el crecimiento de la dimensión media de nuestras empresas, porque son ellas las que deben emerger como las locomotoras de las actividad económica".

Contador