La Amaya duplica el número de estudiantes en prácticas en sus centros durante 2017

Publicado 03/02/2018 13:05:38CET

SEVILLA, 3 Feb. (EUROPA PRESS) -

Cerca de 160 estudiantes han realizado sus prácticas laborales en los centros de la Agencia de Medio Ambiente y Agua de Andalucía (Amaya) durante el pasado año 2017, una cifra que duplica a la registrada el año anterior.

Así lo ha puesto de relieve este sábado en una nota la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, que ha destacado que, con el fin de complementar las competencias profesionales adquiridas en el transcurso de su formación y facilitar su acceso al mercado laboral, esta agencia dependiente de la Consejería acoge tanto a estudiantes universitarios en prácticas de las nueve universidades andaluzas y de la Universidad Nacional de Educación a Distancia, como de 28 institutos de Enseñanza Secundaria y centros de Formación Profesional.

De esta forma, esta entidad pública colabora en las medidas puestas en práctica por la administración andaluza para combatir la elevada tasa de desempleo del colectivo juvenil, ofreciendo una mejora en la cualificación de los estudiantes mediante una experiencia laboral complementaria a su formación y con ella, el aval de las primeras experiencias profesionales en el currículo, según defiende la Junta.

Las prácticas desarrolladas por los estudiantes se han centrado mayoritariamente en actividades relacionadas con conservación de la biodiversidad y geodiversidad (59), en labores administrativas generales (44), en actividades ligadas a la lucha contra incendios forestales y otras emergencias ambientales (42) y, en último lugar, en actividades relacionadas con el control de la calidad ambiental (12).

Esta iniciativa se enmarca en la Ley Orgánica 2/2006, de 3 de mayo, de Educación y la Orden de 28 de septiembre de 2011, de la Consejería de Educación, por la que se regulan los módulos profesionales de formación en centros de trabajo y de proyecto para el alumnado matriculado en centros docentes de la comunidad autónoma de Andalucía.

Como entidad pública, y en el marco de la política de Responsabilidad Social, la Agencia de Medio Ambiente y Agua colabora tanto con universidades andaluzas como con centros de enseñanza secundaria con el objetivo de "mejorar la cualificación profesional de los estudiantes, futuros profesionales del sector de la economía verde".