Dos nuevos ejemplares de lince ibérico campean ya por el área de reintroducción del Guadalmellato

Lince
EUROPA PRESS
Publicado 20/02/2018 17:15:55CET

CÓRDOBA, 20 Feb. (EUROPA PRESS) -

Dos ejemplares de lince ibérico, un macho y una hembra, han sido liberados este martes en la finca La Ventilla, situada en el término municipal de Villafranca de Córdoba, en el área de reintroducción del Guadalmellato. Ambos ejemplares, 'Omeya' y 'Oxyura', se suman a la población de lince ibérico existente en esta zona, que asciende, según el último censo del proyecto LIFE+Iberlince, a 63 individuos.

Según los datos del programa recabados por Europa Press, en el acto de liberación han participado los alumnos de 4º y 5º de Primaria del colegio Ferroviario, que el pasado mes de enero eligieron el nombre de 'Omeya' para uno de los linces que se liberarían esta temporada de sueltas en el valle del Guadalmellato. El otro ejemplar, 'Oxyura' --hija de 'Caña' y 'Huerto'-- fue 'bautizado' a través de la campaña #BautizaUnLince llevada a cabo por Iberlince en redes sociales.

En el área de reintroducción del Guadalmellato, donde las primeras liberaciones de lince ibérico comenzaron en el año 2010, se liberarán esta temporada de sueltas un total de tres ejemplares, dos machos y una hembra. Dos de ellos, 'Omeya' --hijo de 'Biznaga' y 'Drago'-- y 'Oxyura', procedentes de los centros de cría en cautividad de Silves (Portugal) y La Olivilla (Jaén), respectivamente, ya campean por este territorio, al que se sumará en los meses de marzo o abril otro ejemplar macho.

La elección de esta zona para la reintroducción no es casual, ya qua esta zona, junto a la del valle del Guarrizas (Jaén), fue elegida para la reintroducción por su calidad de hábitat, las altas densidades de conejos y el fuerte apoyo social a la reintroducción, entre el que cabe destacar la colaboración de los propietarios de fincas privadas y las sociedades de cazadores que gestionan terrenos donde se concentra el grupo de la población de linces.

La población de lince ibérico en el área del Guadalmellato se eleva en la actualidad a 63 ejemplares, 13 individuos más que en el censo de 2016. De esta cifra destaca el número de hembras territoriales, un total de 15. En cuanto al número de cachorros, en 2017 se contabilizaron 25 nuevos ejemplares, frente a los 16 nacidos en el año anterior.

En la Península, siguiendo con los datos registrados en el censo de 2017, campean 547 ejemplares. De esta cifra, 402 individuos se concentran en los territorios andaluces con presencia de este felino, mientras que los 145 restantes están distribuidos por Castilla-La Mancha, Extremadura y Vale do Guadiana, en Portugal.