Junta da a 11 ayuntamientos modelos de gestión ante riesgo de incendios forestales en urbanizaciones

La Delegada Provincial Del Gobierno Andaluz, Remedios Martel
EUROPA PRESS/JUNTA DE ANDALUCÍA
Actualizado 07/02/2012 19:13:34 CET

MÁLAGA, 7 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Junta de Andalucía ha entregado este martes a 11 ayuntamientos de la provincia estudios en los que se incluyen los modelos de gestión que deben adoptar en caso de riesgo de incendios forestales cerca de urbanizaciones residenciales. Estos informes forman parte de un diagnóstico "muy detallado" de los núcleos residenciales enclavados en zona forestal con una problemática de alto riesgo de afección por incendios de interfase.

Los ayuntamientos malagueños a los que se han entregado estos estudios son: Coín, Cómpeta, Nerja, Estepona, Mijas, Benahavís, Alhaurín de la Torre, Alhaurín el Grande, Málaga, Marbella y Frigiliana, ha detallado en rueda de prensa la delegada provincial del Gobierno andaluz, Remedios Martel.

Así, ha explicado que se trata de unos estudios realizados por la dirección de Protección Civil de la Junta y el Infoca en Málaga, en los que se ha efectuado la planificación de las zonas urbanas con más riesgo por incendios en las lugares de urbanizaciones o diseminados --denominadas zonas de interfase--.

En estos estudios, ha señalado Martel, quien ha estado acompañada por el delegado provincial de Medio Ambiente, Francisco Fernández España; se han definido las líneas de avance de los posibles frentes de incendio y las viviendas que serían afectadas con el nivel de riesgo posible.

Ha indicado que, en función de las premisas, se han definido las vías de evacuación de la población, mediante la utilización de un Sistema Geográfico de Información y, de esta forma, poder acceder y planificar a través de ellos los incendios desde que se alerta a los dispositivos de emergencia.

Esta planificación permite definir elementos de especial defensa en los Planes Locales de Emergencia, para definir redes de hidrantes, vías de evacuación, caminos con líneas de defensa mediante ordenación de la vegetación y zonas de seguridad como medidas preventivas de incendios.

Este programa es pionero en la planificación en incendios de interfase, tanto a nivel regional como nacional, ha apuntado, al tiempo que ha precisado que con estos nuevos modelos de gestión "se avanza en seguridad y coordinación con los municipios y supone contar con mucha mayor información de la que ya contaban los municipios en sus propios Planes de Emergencia Municipales".

El origen de los incendios en las zonas de interfase se debe frecuentemente a la actividad humana. Después de su inicio, se propagan por la vegetación forestal, que normalmente no cuenta con la ordenación del combustible adecuada, afectando a las zonas residenciales.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies