El alcalde de Cabra afirma que tomó medidas para proteger a una empleada maltratada

 

El alcalde de Cabra afirma que tomó medidas para proteger a una empleada maltratada

El alcalde de Cabra, Fernando Priego, en una rueda de prensa en la Diputación
EUROPA PRESS/DIPUTACIÓN/ARCHIVO
Publicado 08/07/2015 12:29:42CET

CABRA (CÓRDOBA), 8 Jul. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de Cabra (Córdoba), Fernando Priego (PP), ha afirmado este miércoles que el Ayuntamiento egabrense ya tomó "todas las medidas", que en su momento comunicó a su empleada María Dolores Rosa Álvarez, para evitar que se le acercase, durante el horario de trabajo, otro empleado del Consistorio y su expareja, Jorge Rada Cordón, que fue condenado en sentencia firme a no acercarse a ella a menos de 250 metros, tras haberla amenazado y vejado.

En declaraciones a Europa Press, Priego ha reaccionado así después de que la víctima haya afirmado que el Ayuntamiento no evita que se le acerque el condenado, a la vez que tampoco ha contestado a la solicitud que le hizo, el pasado 6 de mayo, de que le dé cuenta por escrito de las medidas que aconsejaron al Ayuntamiento que adoptase "el inspector jefe de la Comisaría de Policía Nacional de Lucena-Cabra y la Unidad de Violencia de Género de la Policía Nacional".

En relación con esto último, el alcalde ha reconocido que no se ha contestado, de nuevo, a la víctima sobre las medidas que la Policía Nacional aconsejó al Consistorio que tomara en este caso, pero que eso no quiere decir que no se hayan adoptado y, además, ha recordado, que "ya se la informó por escrito el pasado 27 de abril de todas las medidas que se habían puesto en marcha", y que siguen en vigor, para dar cumplimiento a la referida sentencia durante el horario de trabajo del empleado municipal condenado.

Así, según ha subrayado Priego, desde que el Ayuntamiento tuvo conocimiento de la citada sentencia, que data de septiembre de 2014, la comunicó al encargado del servicio del que depende el condenado, con el fin de "evitar que el trabajador Jorge Rada realice trabajos en solitario, estando siempre acompañado por otro compañero", con orden expresa de "evitar realizar trabajos por parte de Jorge Rada en las dependencias municipales" donde trabaja la víctima".

También, según informó el Consistorio el pasado abril a la víctima, se mantuvo una "conversación con el inspector jefe de la Comisaria de Policía Nacional de Lucena-Cabra sobre la sentencia y las medidas que debía adoptar este Ayuntamiento" e igualmente "con la Unidad de Violencia de Genero de la Policía Nacional sobre la sentencia y las medidas que debía adoptar este ayuntamiento y actuar en consecuencia".

A raíz de ello, por el Consistorio, según consta en el escrito que dirigió a María Dolores Rosa Álvarez, se ha dispuesto la "adopción de todas las medidas que se nos aconsejaron desde el Cuerpo Nacional de Policía", incluyendo el "dar instrucciones a la Policía Local para el control de este trabajador durante sus horas de servicio", además de "dar instrucciones precisas de todo lo anterior al encargado del servicio", ofreciéndose, por último a la víctima, para hacerle cualquier aclaración que precisara.

En cualquier caso, el alcalde, ha señalado que "se le volverá a contestar por escrito, una vez que la Policía Nacional nos dé también por escrito, todas las medidas y consejos que ya hemos adoptado" y de las que, entiende Priego, "que ella también está informada por parte de la Policía Nacional", además de a través del escrito que ya le remitió el Ayuntamiento el pasado 26 de abril.

Junto a ello, el alcalde de Cabra ha señalado que su ayuntamiento "no tiene competencias referidas a la labor de la Policía Nacional, lo cual no ha impedido" que el Consistorio contactara con dicho cuerpo, "respecto a las medidas que había que adoptar, y que se han adoptado desde el primer momento", preguntándose Priego si, tras las declaraciones de la empleada municipal hay "algún otro tipo de interés", dado que fue la candidata número cinco de IU en las pasadas elecciones municipales en Cabra, que ganó el PP con mayoría absoluta.

Al margen de ello y tras una reunión mantenida ya este mismo día en el Ayuntamiento de Cabra entre responsables del gobierno municipal y de la Policía Nacional en Cabra, se ha precisado que "ni el Consistorio, ni la Policía Nacional son competentes para informar de las medidas" adoptadas, correspondiendo hacer tal comunicación a la afectada "al Juzgado y a su abogado de oficio", según han informado a Europa Press fuentes municipales.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies