Andalucía vota en contra del 0,3% en el CPFF por ser una propuesta "ofensiva y emoledora"

 

Andalucía vota en contra del 0,3% en el CPFF por ser una propuesta "ofensiva y emoledora"

La consejera de Hacienda y Administración Pública, María Jesús Montero
EUROPA PRESS
Actualizado 29/06/2017 21:36:16 CET

SEVILLA/MADRID, 29 Jun. (EUROPA PRESS) -

La consejera de Hacienda y Administración Pública de la Junta de Andalucía, María Jesús Montero, ha desvelado que ha emitido su voto en contra de la propuesta que el Gobierno ha transmitido a las comunidades autónomas en el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) que se celebra este jueves en Madrid.

Así, Montero ha explicado que el Gobierno ha propuesto para el 2018 un 0,3 por ciento de déficit para las comunidades, una propuesta, según la consejera "demoledora para el Estado del bienestar, ofensiva para el conjunto de los ciudadanos, indecente para las comunidades". La titular de Hacienda ha desvelado también que también han votado en contra el resto de comunidades socialistas más Cantabria y Cataluña, se ha abstenido Canarias y se han posicionado a favor las comunidades 'populares'.

A pesar de esto, el CPFF ha acordado este jueves mantener el objetivo de déficit autonómico en ese 0,3 por ciento para 2018 y registrar estabilidad presupuestaria (déficit cero) a partir de 2019, tal y como estaba previsto, ya que la Administración Central dispone de los mismos votos que las comunidades. Según Montero, esto "confirma los peores pronósticos" que había sobre "si el gobierno iba a ser sensible con la recuperación económica para que ésta llegase a las familias y a los servicios públicos".

Además, la consejera ha dicho que el ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, "no ha respondido" a su pregunta sobre el reparto del déficit y ha asegurado que "no ha explicado por qué se hace ese reparto que no responde a ningún criterio". "Esta falta de opacidad no se ha explicado y no se responde a la pregunta de por qué se hace un reparto arbitrario de los objetivos de déficit", ha añadido.

Por otro lado, la consejera ha añadido que Montoro tampoco ha respondido a la pregunta de "quién se está asignando" el superávit de los ayuntamientos porque, según ha explicado, no se les deja gastar su propio superávit y "tampoco se invierte". Frente a esto, la consejera andaluza ha dicho que, como el objetivo del Gobierno es del 0,7 por ciento, "un 0,64 por ciento del esfuerzo se lo están haciendo los ayuntamientos".

"Tampoco ha explicado cómo se van a repartir el conjunto de los ingresos", ha dicho, al tiempo que ha desvelado que durante la reunión "se ha trasladado y se ha denunciado" que mientras Montoro "coquetea" con una posible bajada de impuestos -refiriéndose a sus conversaciones con Ciudadanos-- y mientras que el Tribunal Constitucional declarara "una amnistía fiscal que no es igualitaria con los ciudadanos", en el CPFF "se plantea un mayor esfuerzo para las comunidades autónomas" cuando lo que debería plantear son "beneficios para los ciudadanos".

La consejera ha añadido que también se ha hablado de la regla de gasto y que el Gobierno se ha comprometido a poner en marcha un grupo de trabajo que "permita en el futuro tener una propuesta distinta", aunque ha apuntado que todavía no se ha marcado un calendario ni para este aspecto ni para el tema relativo a la nueva financiación autonómica.

También, ha señalado que "ha sido una sorpresa negativa" que el Gobierno "haya querido despachar" este CPFF "intentando aparentar que esto era un trámite porque "el objetivo de déficit a se había marcado en otra ocasión". Sobre esto, la consejera ha recordado que Andalucía votó abstención en el último CPFF sobre un 0,6 por ciento para el año 2017 porque "había mejoría", pero en esta ocasión vota en contra del 0,3 porque "no hay mejorías año cuando todavía se concede una parte de ese déficit desde Bruselas y se lo queda todo el Gobierno".

Preguntada por si Montoro se ha pronunciado sobre una disminución de los impuestos y sobre sus conversaciones con Ciudadanos donde se habló de una bajada del IRPF, la consejera ha dicho que el ministro se ha limitado a "sonreír" y a no contestar a las preguntas, algo que ha considerado como un "tono ofensivo" vista "la dureza" de los temas que se le plantean a Montoro. Además, ha desvelado que el ministro "no ha desmentido" nada relacionado con sus conversaciones con el partido naranja, que son, a juicio de la consejera andaluza "coqueteos fiscales".

 

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies