Bellido (PP) dice que será "un alcalde de Córdoba para todos sin mirar ideologías y no con un gobierno sectario"

Publicado 15/03/2018 19:06:45CET

CÓRDOBA, 15 Mar. (EUROPA PRESS) -

El portavoz del PP en el Ayuntamiento de Córdoba, José María Bellido, ha asegurado antes de que este viernes el Comité Electoral Nacional del PP lo designe como candidato a la Alcaldía que será "un alcalde para todos sin mirar colores ni ideologías y no con un gobierno sectario como el que hay hoy en la ciudad", que, en su opinión, "va de ocurrencia en ocurrencia y de improvisación en improvisación".

Así ha respondido después de que el coordinador provincial de IU y primer teniente de alcalde, Pedro García, haya afirmado que su designación como candidato del PP a la Alcaldía "le viene muy bien" a la izquierda, de manera que el popular ha mantenido que será "un buen alcalde para la izquierda, la derecha, el centro, los ecologistas, los que les gustan los toros y todos los que quieran trabajar por esta ciudad".

En un encuentro con cargos y afiliados del partido, presentado por el presidente del PP cordobés, Adolfo Molina, Bellido ha augurado que va a "ganar las elecciones de 2019 y recuperar la Alcaldía para todos los cordobeses", a la vez que ha agradecido que "entre todos" hayan decidido que él sea el candidato "en condiciones de ganar y lograr la Alcaldía en 2019".

En este sentido, ha expresado que tiene "claras las prioridades del futuro, que tiene que ser de oportunidades para todos, con más y mejores empleos, con más industria, más moderna, más tecnológica y en la que todos nos impliquemos en luchar contra la desigualdad que condena a que haya personas que no tengan oportunidades, ni puedan prosperar en la ciudad", entre otros aspectos que ha citado.

A su juicio, "para ser alcalde de Córdoba hay que querer y estar enamorado de la ciudad", ante lo cual ha declarado que quiere "liderar un proyecto de futuro para esta tierra, que esté mejor situada". Para ello, ha dicho que conoce la ciudad y sabe que "puede llegar más lejos y apuntar mucho más alto", porque "los cordobeses piden a grito y desean que trabajemos todos juntos por sacar adelante nuestra tierra".

Igualmente, ha defendido que "hay mirar de tú a tú a otras ciudades hermanas que han crecido mucho más que Córdoba, como Málaga y Sevilla", a lo que ha añadido que "Córdoba no está condenado a encabezar listas del paro, ni que sus proyectos se eternicen, ni puede perder más tiempo ni más energía en debates estériles e inútiles como de quién es la Mezquita-Catedral o qué nombre tienen que tener las calles".

Frente a ello, ha señalado que "hay que ponerse a trabajar y resolver lo verdaderamente importante para los vecinos", con tal fin cree que se siente "preparado para el reto" al considerar que tiene "el conocimiento, el empuje y la experiencia necesaria para lograrlo" y por creer que va a "devolver a Córdoba del buen rumbo del que se desvió en el año 2015". Por ello, ha afirmado que será "el alcalde de todos los cordobeses".

Al respecto, ha recordado que hace siete años cuando llegó al frente de la Delegación de Hacienda "el Ayuntamiento estaba al borde de la quiebra, los bancos no le daban un duro al Consistorio y los autónomos y pequeños empresarios aporreaban la puerta del Ayuntamiento para cobrar su factura", si bien ha sostenido que no arreglaron la economía de la ciudad para que "no se haga nada y los proyectos se eternicen", de forma que "ahora, igual que tocó salvar la economía de la ciudad, hay que sacar adelante a toda Córdoba", ha enfatizado.

En definitiva, Bellido, quien ha remarcado su proyecto "serio, amable y con contenido", ha aseverado que "es un orgullo encabezar una candidatura del PP para la Alcaldía de Córdoba", además de que sea "una enorme responsabilidad llevar a buen puerto este barco y lograr ser alcalde de la ciudad" a la que quiere, ha apostillado, para subrayar que liderará "un proyecto para una ciudad" que se lo ha dado todo y le quiere "devolver todo".

Tras citar al secretario de Estado de Seguridad y exalcalde de la ciudad, José Antonio Nieto; a Adolfo Molina; al presidente del PP andaluz, Juanma Moreno, y "dar las gracias a todos los presidentes del partido sin excepción" desde que él está afiliado al partido "hace 22 años", el popular ha mostrado su apoyo para "lograr el cambio de gobierno que lleva 40 años esperando Andalucía e inmediatamente después se logrará que Córdoba dé la sorpresa con la Alcaldía en 2019" para el PP.

"CAMBIO DE RUMBO"

Por su parte, el presidente provincial del PP ha declarado que "Córdoba necesita un cambio de rumbo, porque estos últimos tres años ha gobernado una alcaldesa ausente, sometida a la izquierda más radical, y desde el gobierno municipal se ha gobernado para unos pocos, dejando de lado los intereses mayoritarios de todos los cordobeses".

En palabras de Molina, "la única alternativa real y viable para sacar a Córdoba de la situación actual es el PP, porque cualquier otra alternativa condena a seguir igual o peor", por lo que ha insistido en que "se necesita el cambio lo más pronto posible" y, según ha expuesto, "todo el partido coincide en que el mejor candidato para ello se llama José María Bellido".

Por todo ello, el popular ha expresado que "hoy es el inicio de un camino difícil, el camino de recuperar Córdoba por la senda de lo razonable, la buena gestión y hacer de esta ciudad lo que algunos parecen que no se creen, una de las ciudades más importantes de España", si bien confía "en sumar a la mayoría de los cordobeses al proyecto que hoy comienza oficialmente a liderar".