Diputación destinará un millón de euros a ayudas y formación de empleados tras lograr estabilidad económica

José Torrente
DIPGRA
Actualizado 17/12/2013 22:44:26 CET

GRANADA, 17 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Diputación de Granada lleva a su pleno del próximo jueves el levantamiento de la suspensión de los convenios, pactos, acuerdos y disposiciones reglamentarias aplicables al personal funcionario y laboral que se acordó en noviembre de 2012 en el marco del plan económico-financiero al que se tuvo que someter a la institución como consecuencia de la gestión presupuestaria de los pasados mandatos.

Ello va acompañado de una partida de un millón de euros para el cumplimiento de los derechos adquiridos por los trabajadores para cuyos "esfuerzos y sacrificios" en el último año ha tenido palabras de reconocimiento hoy el portavoz del equipo de gobierno provincial, José Torrente, durante la rueda de prensa para dar cuenta de los asuntos del pleno.

"En unos tiempos difíciles para aquilatar un presupuesto que se nos entregó en unas condiciones lamentables", el actual equipo de gobierno emprendió una senda de "rigor y profesionalidad no exenta de algunas trampas que quisieron tender algunos" y que ahora ha desembocado en una estabilidad presupuestaria "que permite al pleno levantar la suspensión de derechos" de los funcionarios y el personal laboral de la Diputación, ha explicado José Torrente.

Se recuperan de este modo los complementos salariales que se vieron restringidos así como la paga extraordinaria de Navidad.

También en 2014 se consolidarán los grados por tres años de actividad profesional y se abonarán los sexenios y demás derechos por productividad, así como las actividades formativas. Se destinan 300.000 euros a ayudas sociales para los trabajadores más desfavorecidos y sus familias.

Estas medidas de protección y capacitación de los empleados de la Diputación se ven incrementadas con un nuevo programa de salud laboral.

El portavoz ha reconocido que tras la suspensión de derechos de estos empleados públicos hace un año, "una decisión dura, difícil, no nos duelen prendas en tomar esta decisión" que, una vez que se ha logrado la estabilidad presupuestaria, será "garantía en sus derechos laborales".

El pleno del jueves verá además una moción de apoyo a la acción del Gobierno en defensa de la libertad de expresión que el portavoz José Torrente ha confiado en que tenga el respaldo de las tres formaciones políticas con representación en la Corporación Provincial.

Tras el "boicot" sufrido por el secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, en la facultad de Ciencias de la Universidad de Granada, surge esta iniciativa promovida por el presidente de la Diputación de Granada, Sebastián Pérez, la cual requiere de "un compromiso unánime" pues se trata de un derecho fundamental y "a favor de la libertad de expresión debemos estar todos".

"No permitir que un político sea del partido que sea pueda hacer uso de esa libertad nos parece que es retroceder pasos en esta democracia", ha indicado el portavoz por lo que el equipo de Gobierno insta a las distintas formaciones políticas a que "entre nuestras bases se promueva una cultura de tolerancia y respeto al discrepante" para llegar también a todos los movimientos sociales pues "defendiendo la libertad de expresión estamos defendiendo a la sociedad en sí misma".

"La ideología no es un inconveniente, la forma de pensar plural y diversa no debe de ser enemigo de nadie" ha señalado Torrente que ha insistido en que "solo tiene un color la libertad de expresión que es el de la democracia".

"Mal haremos si alguien tiene excusas para soliviantar o intentar esquivar ese derecho", ha concluido el portavoz del equipo de gobierno provincial.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies