Forenses dicen que la mujer de Torredelcampo sufrió un "exceso de violencia en cantidad e intensidad"

El acusado siendo conducido a la sala de vistas hoy
EUROPA PRESS
Actualizado 23/04/2013 17:16:36 CET

JAÉN, 23 Abr. (EUROPA PRESS) -

Los forenses han asegurado este martes que la mujer de Torredelcampo (Jaén) presuntamente asesinada por su exmarido, F.J.M., en marzo de 2011 sufrió en su muerte un "exceso de violencia en cantidad e intensidad", toda vez que, según han explicado en el juicio, la víctima perdió sangre, fue estrangulada y recibió golpes que le ocasionaron "fracturas importantes".

En la tercera sesión de la vista oral, que acoge la Sección Primera de la Audiencia provincial con jurado popular, los forenses que practicaron la autopsia a la fallecida el mismo día de su muerte han asegurado que "estaba viva cuando fue estrangulada", aunque, de igual forma, "hubiera muerto desangrada". Es decir, "ambas cosas por sí mismas hubieran producido la muerte".

Tal y como han continuado, "la víctima intentó defenderse", puesto que el cadáver presentaba heridas de defensa, producidas por un arma cortante, como pudo ser el cuchillo jamonero hallado en la vivienda con restos de sangre, y por una banqueta, con la que supuestamente la golpeó en la cabeza y que también poseía marcas del perfil genético de la mujer, tal y como han señalado los profesionales que analizaron las muestras tomadas en el domicilio.

Además, su perfil genético también fue hallado en un martillo con el que el presunto asesino pudo golpearla. A juicio de los forenses, en primer lugar el acusado debió provocarle unos cortes en el cuello "de adelante hacia atrás" y posteriormente rodearle el cuello con un cable alargadera. Desconocen si los golpes con objetos contundentes pudieron ocasionarse antes o después de los cortes en cuello con arma blanca. Sin embargo, han coincidido en que tenía "fracturas importantes en la cabeza".

Asimismo, han destacado que el cuerpo presentaba "múltiples lesiones". "Soportó la agresión, no pudiendo defenderse", aunque no han podido delimitar "el tiempo de agonía". No obstante, han comentado que las heridas con arma blanca provocadas en el cuello no fueron mortales de necesidad, lo que no significa que hubiera podido morir desangrada. En definitiva, la mujer padeció una "suma" de agresiones.

Por otra parte, uno de los forenses ha indicado que el acusado "se acordaba de él" pasados unos meses. En concreto, de que lo había reconocido momentos después de producirse la muerte. Así, ha apuntado que llegó a decirle que "había pasado lo que tenía que pasar".

De su lado, los psicólogos que atendieron al procesado han señalado que está afectado por un "trastorno antisocial de la personalidad", lo que no tiene por qué corresponderse con un "psicópata", tal y como ha sugerido uno de los letrados de la defensa. Del acusado han resaltado que les dijo que cuando provocó un incendio en el domicilio en 2006 "se prendió fuego de manera accidental", pues "nunca había intentado autolesionarse".

"CONTROLAR SU IRA"

Al hilo, ha indicado que también les transmitió que "puede controlar su ira, aunque tenga tendencia a actuar de una forma violenta cuando ve que su entorno es hostil". Además, ha apuntado, siempre por lo que él les contó, que había abandonado varios trabajos porque de vez en cuando no acudía a los mismos. En determinadas ocasiones, como consecuencia del consumo de sustancias estupefacientes.

A continuación, en la vista oral ha declarado el psicólogo experto en Toxicología y director del Centro Provincial de Drogas en Jaén, Francisco Araque, que ha explicado que constan "dos abandonos" por parte del procesado en programas de desintoxicación. Esto es que F.J.M. no tuvo contacto con el centro, cuando estaba siendo tratado, en seis meses.

Así, ha indicado que el acusado, que era consumidor de "revuelto" --mezcla de heroína y cocaína-- empezó a ser atendido en 2005, si bien en 2006 protagonizó el primer abandono y de igual forma en 2009 abandonando en 2010. Actualmente, desde enero de este año, está siendo tratado en prisión.

Una vez concluida su declaración, la magistrada de la Sala se ha dirigido a Araque para felicitarle por su "magistral charla", al haber demostrado su conocimiento acerca de las distintas drogas y su afección en las personas.

El juicio continúa en la tarde de este martes, cuando se prevé que las partes pronuncien sus conclusiones finales para que este miércoles le sea entregado el objeto del veredicto al tribunal del jurado.

Rafael Catalá

Rafael Catalá

Ministro de Justicia

28/11/2017

Patrocinado por

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies