Gobierno indica que devolver las competencias al Estado sobre impuesto de Sucesiones sería "una bofetada al Estatuto"

 

Gobierno indica que devolver las competencias al Estado sobre impuesto de Sucesiones sería "una bofetada al Estatuto"

Publicado 15/03/2017 15:43:07CET

SEVILLA, 15 Mar. (EUROPA PRESS) -

El delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, ha pedido a la Junta de Andalucía que "ejerza sus competencias normativas para rebajar los impuestos de los andaluces, como hacen otras comunidades autónomas", en lugar de "renunciar al ejercicio de dichas competencias", en lo que ha calificado como "una bofetada al Estatuto de Andalucía" y "una ofensa al espíritu del 28F".

En una nota, Sanz ha expresado su "sorpresa" y "preocupación" por el paso que ha dado el Gobierno andaluz al pedir que sea el Gobierno de España el que se haga cargo del impuesto de sucesiones, que es competencia de la Administración autonómica, lo que a su juicio equivaldría a "devolver al Estado una parcela de gestión cedida a las autonomías, algo que no tiene precedentes en ninguna otra comunidad autónoma".

El delegado ha pedido a la Junta que "copie lo bueno" de otras comunidades autónomas y "ejerza sus competencias" para que "los andaluces dejen de ser los ciudadanos que pagan más impuestos", en lugar de "sacarse de la manga una propuesta inadmisible" y que supone "una flagrante dejación de responsabilidades".

En ese sentido, pide al Gobierno andaluz que "use su capacidad normativa para rebajar los impuestos, como hacen otras comunidades autónomas".

A este respecto ha recordado que el Impuesto de Sucesiones de la Junta es "injusto y arbitrario" en su formulación actual y está provocando "un irreparable éxodo empresarial y la ruina de muchas familias andaluzas de clase media", que se ven obligadas a renunciar a sus herencias por "no poder hacer frente a las exigencias de pago" de la Administración autonómica.

Sanz ha lamentado que, justo cuando se cumplen diez años de la aprobación de la reforma del Estatuto de Autonomía, "que dota a Andalucía del máximo marco competencial y del que nos sentimos orgullosos", el Gobierno andaluz lance una propuesta con la que "renuncia a ejercer sus competencias como una forma de tapar sus carencias de gestión" y en lo que, a su juicio, representa "la fotografía del mal Gobierno".

"Es una lástima que, en los diez años transcurridos desde la reforma del Estatuto, el Gobierno andaluz no haya sabido aprovechar la herramienta que nos ofrece para trabajar en favor de una Andalucía de primera y, movido por una dinámica de confrontación estéril, haya sido incapaz de desarrollar todas sus capacidades competenciales", ha concluido el delegado.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies