Diputación critica la actitud "carroñera" del PP y aboga por rescindir el contrato a Segurisa

Actualizado 07/11/2008 17:01:00 CET

GRANADA, 7 Nov. (EUROPA PRESS) -

El vicepresidente segundo de la Diputación de Granada, Julio Bernardo (IU), criticó hoy la actitud "carroñera" del PP respecto al acoso sufrido por una trabajadora de Segurisa, empresa adjudicataria del servicio de vigilancia en la institución provincial, y abogó por rescindirle "inmediatamente" el contrato por este asunto y por "las irregularidades cometidas en la prestación del servicio".

Bernardo aseguró hoy en rueda de prensa que al grupo de IU en la Diputación "no se le puede acusar de dejadez" ya que, según dijo, fueron "los primeros en denunciar --el pasado mes de junio-- el despido improcedente de la trabajadora".

Explicó que en la comisión de contratación de la empresa Segurisa --a la que pertenece-- "nunca se denunció ningún tipo de trato de favor para la entidad", ni por parte del resto de fuerzas políticas ni de las empresas que concurrían a la prestación del servicio, que "no presentaron ninguna reclamación".

Según dijo, "sólo surgió la duda" por su parte de si el coordinador de seguridad, Juan Carlos Adarve, tenía legitimidad para firma el informe de contratación de la empresa, a lo que se le respondió que esto "era válido".

Aseguró que "Segurisa está cometiendo irregularidades" en la prestación del servicio, ya que "aún no ha presentado el plan de seguridad" para la institución provincial ni ha designado al nuevo coordinador ni al jefe del servicio.

"Los vigilantes siguen sin placas y no se hacen reconocimientos médicos", comentó Bernardo que consideró que el expediente informativo abierto por Diputación para investigar este asunto "se tiene que cerrar con la rescisión del contrato a Segurisa".

VIAJE A CUBA

Por otra parte, Bernardo calificó de "ruin" la actuación del portavoz del PP en la Diputación, Antonio Granados, quien criticó ayer el viaje de la diputada de Cultura, María Asunción Pérez Cotarelo, a Cuba por el coste que ello suponía para la institución.

"Mi compañera se ha ido a Cuba en un viaje de vacaciones porque sólo se tomó una semana en agosto, es un viaje privado que ella se costea, pero, a pesar de ello, está haciendo gestiones con el Ministerio de Cultura de las que tendrán más información cuando vuelva", aseguró el dirigente de izquierdas.

El vicepresidente comentó además que Granados se enteró de este viaje por un mensaje de móvil "afectuoso" que le envió la diputada con motivo de su cumpleaños, "un saludo cariñoso que ha utilizado con mucha ruindad", sentenció.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies