El IAM abre un expediente a una tienda tras poner a una modelo con ropa interior en el escaparate

Actualizado 04/12/2009 15:50:22 CET

JAÉN, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Observatorio Andaluz de la Publicidad No Sexista del Instituto Andaluz de la Mujer (IAM) ha abierto un expediente a una tienda localizada en Martos (Jaén) tras haber recibido tres denuncias de asociaciones de mujeres jiennenses después de que esta firma haya puesto en su escaparate a una modelo vestida en ropa interior con ramilletes de olivo para promocionar su lencería.

Fuentes del IAM consultadas por Europa Press indicaron que, tras recibir esas tres denuncias, abordaron el caso tal y como se tiene estipulado a tal efecto, es decir, se abre el expediente y se inicia la elaboración de un informe en el que están constatando que, efectivamente, esta campaña "no es adecuada".

De hecho, argumentaron que incumple el punto noveno del decálogo para identificar el sexismo en la publicidad por "representar al cuerpo femenino como objeto, esto es, como valor añadido a los atributos de un determinado producto; como su envoltorio, en definitiva", según se especifica textualmente en el citado listado.

Por ello, el Observatorio va a ponerse en contacto "lo antes posible" con la empresa responsable de esta campaña para pedirle que se abstenga de continuar con esta manera de promocionarse ya que "incumple" la Ley de Igualdad.

El Observatorio Andaluz de la Publicidad No Sexista surgió con la voluntad de ser "un instrumento generador de hábitos democráticos para el progreso de toda la población andaluza". Así, el Instituto Andaluz de la Mujer lo puso en marcha en junio de 2003 en cumplimiento de los objetivos de igualdad y de respeto a la dignidad de las mujeres, según recoge en su página web.

Sus fines, tal y como precisa, no son sólo la denuncia sino también el seguimiento del discurso publicitario y la generación de una masa crítica y formada entre la población andaluza, así como concienciar a profesionales de los sectores de la creatividad y la publicidad.

A su juicio, la publicidad no puede, ni debe, permanecer al margen de los cambios sociales, porque el discurso publicitario no sólo refleja la sociedad sino que también la determina y, en este sentido, puede no sólo acompañar sino impulsar los avances hacia un nuevo pacto social entre géneros.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies