La juez Núñez prorroga otros 18 meses la instrucción del caso ERE

María Núñéz Bolaños llega a los juzgados de Sevilla
EUROPA PRESS
Publicado 27/06/2017 17:14:33CET

SEVILLA, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

La juez María Núñez Bolaños ha prorrogado otros 18 meses la instrucción del caso de los expedientes de regulación de empleo (ERE) fraudulentos tramitados por la Junta de Andalucía, que comenzó a instruir la magistrada Mercedes Alaya en enero de 2011, hace ya más de seis años.

En un auto fechado el día 20 de junio, al que ha tenido acceso Europa Press, la magistrada atiende así la petición realizada por la Fiscalía Anticorrupción y acuerda declarar la prórroga de la complejidad de la instrucción de la causa.

Cabe recordar que, por medio de una resolución dictada el 3 de marzo de 2016, la juez de Instrucción número 6 de Sevilla declaró la causa de especial complejidad.

La instructora explica que, cuando la instrucción es declarada compleja, el plazo de duración de la investigación será de 18 meses, que el juez podrá prorrogar por igual plazo o uno inferior a instancia del Ministerio Público y previa audiencia de las partes.

Según señala la juez en el auto notificado ahora a las partes, "la solicitud de prórroga deberá presentarse por escrito, al menos, tres días antes de la expiración del plazo máximo".

La magistrada argumenta que, en este caso, "se investigan numerosos hechos punibles, involucrando a gran cantidad de investigados", lo que "exige la realización de pericias o de colaboraciones recabadas por el órgano judicial que implican el examen de abundante documentación, precisando de la revisión de la gestión de personas jurídico-públicas y privadas".

Por todo ello, "es indudable que procede acceder" a la petición formulada por el Ministerio Público, dice la juez, que de este modo acuerda declarar la prórroga de la complejidad de la instrucción de la causa.

La Fiscalía solicitó recientemente a la magistrada que prorrogara el plazo de instrucción por otros 18 meses "al estimar razonablemente que la investigación no podrá completarse en el plazo inicial de 18 meses".

En un auto fechado el 3 de marzo de 2016, la juez declaró la causa compleja a petición de la Fiscalía, y ello "a pesar de las alegaciones de las partes y del tiempo transcurrido desde su incoación".

En este sentido, tanto la Junta de Andalucía, que ejerce la acusación en el caso ERE, como las defensas de algunos investigados, entre ellos el abogados Carlos Leal y los extrabajadores de Vitalia Jesús Bordallo y Antonio Albarracín, se opusieron en su día a la petición de Anticorrupción para que la juez declarase de especial complejidad la causa.

En un escrito, la Junta se opuso al entender que "la única virtualidad de la declaración de instrucción compleja es ampliar el plazo de la misma, lo que no resulta necesario en este caso", pues la redacción literal del artículo 324 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal en su apartado número 1 "establece que se podrá declarar la instrucción compleja cuando, por circunstancias sobrevenidas a la investigación, esta no pueda razonablemente completarse en el plazo estipulado".

ESPECIAL COMPLEJIDAD

En el escrito elevado al Juzgado, los fiscales Juan Enrique Egocheaga y Manuel Fernández Guerra pidieron declarar compleja la causa al amparo de lo establecido en la Disposición Transitoria Única de la Ley 41/2015 y de conformidad con lo establecido en el artículo 324.1 y 2 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal.

En este sentido, los representantes del Ministerio Público solicitaron a la magistrada que declarase la causa de los ERE irregulares como de instrucción compleja "al estimar razonablemente que la investigación no podrá completarse en el plazo mínimo estipulado de seis meses, al concurrir los motivos reseñados en el apartado 2 del reseñado artículo en sus letras b, c, d y f".

De este modo, la Fiscalía Anticorrupción considera que, tal y como establece la Ley, el caso tiene por objeto numerosos hechos punibles, involucra a gran cantidad de investigados o víctimas, exige la realización de pericias o de colaboraciones recabadas por el órgano judicial que impliquen el examen de abundante documentación o complicados análisis y, por último, precisa de la revisión de la gestión de personas jurídicos-privadas o públicas.

Hay que recordar que el caso ERE acumula decenas de personas investigadas y cumplió el pasado mes de enero seis años de instrucción, ya que la investigación la inició la juez Mercedes Alaya, ahora en la Sección Séptima de la Audiencia Provincial de Sevilla, en enero de 2011.

Rafael Catalá

Rafael Catalá

Ministro de Justicia

28/11/2017

Patrocinado por

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies