La Junta reitera su disposición "al diálogo" y al "trabajo cooperativo" con el Ayuntamiento sobre el PGOU

Purificación Gálvez y José Ángel Cifuentes, en la rueda de prensa.
EUROPA PRESS
Actualizado 17/12/2013 20:59:29 CET

JAÉN, 6 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Junta de Andalucía ha reiterado este viernes su disposición al "diálogo" y al "trabajo cooperativo" con el Ayuntamiento de Jaén con respecto Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) que está en tramitación.

Así lo ha indicado la delegada del Gobierno andaluz, Purificación Gálvez, a preguntas de los periodistas después de que el alcalde, José Enrique Fernández de Moya (PP), anunciara que solicitará una reunión "urgente y extraordinaria" a la presidenta de la Junta, Susana Díaz, para "desbloquear" un planeamiento que la ciudad "necesita a la voz de ya" y sobre el que la Junta ha emitido una evaluación desfavorable a su informe de impacto medioambiental.

"No tengo nada más que apuntar de lo que ya hemos manifestado públicamente. La Junta ha evacuado todos los informes preceptivos y estamos a la espera del Ayuntamiento", ha comentado al respecto no sin incidir en que están "siempre abiertos" a mantener "cuantas reuniones sean necesarias para esclarecer y gestionar" un documento "que marca el futuro y el desarrollo de una ciudad.

En este sentido, la delegada ha recalcado que desde el Ejecutivo se le concede una "especial importancia" al PGOU, por lo que ha asegurado que el departamento correspondiente está dispuesto "al diálogo, al trabajo cooperativo y colaborativo" entre ambas administraciones "para que se busquen las soluciones que haya que buscar dentro del marco y de la normativa vigente".

ALMADÉN

También abierto "a negociar y flexibilizar todo lo que sea posible" sobre ha mostrado, por su parte, el delegado territorial de Educación, Cultura y Deporte, José Ángel Cifuentes, sobre la ampliación del colegio Almadén, en el que, a la espera de contar o no con más suelo, se ejecutan obras para tener dos nuevas aulas, "pero a costa de que otros espacios complementarios" tengan "menor superficie".

"Siempre estamos dispuestos a negociar, pero partiendo de que cada uno tiene sus obligaciones", ha señalado para apuntar que la Junta debe "tener el dinero y construir" y el Consistorio, poner el suelo a su disposición, algo para lo que "ha tenido oportunidades desde marzo de 2012", cuando, según ha recordado, se le hizo la primera comunicación de esa necesidad.

Al hilo y tras señalar que pudo realizar modificaciones puntuales en el PGOU actual o ampliar en el futuro planeamiento la zona de equipamiento docente, ha sostenido que "si el Ayuntamiento hace una modificación puntual cambiando parte del suelo que ahora es equipamiento deportivo en docente se puede hacer en muy poco tiempo", incluso en el actual. "Que se sienten con nosotros en una mesa, a veces se consigue mucho más con media hora que con 20 declaraciones", ha apostillado Cifuentes.

PROPUESTA "INVIABLE"

Sobre este mismo asunto se ha pronunciado en un comunicado el concejal de Urbanismo y Medio Ambiente, Javier Márquez, para quien la Junta "trata de paralizar el centro deportivo La Victoria", de cuyos terrenos pide detraer una parte para ampliar el colegio. El edil ha instado a PSOE y al delegado dejar de decir "más mentiras y payasadas" y hablen con los técnicos de Ordenación del Territorio de la Junta. "Estos le dijeron a técnicos de la Delegación de Educación y técnicos de la Gerencia de Urbanismo en la Delegación de Agricultura que la propuesta de ampliar el colegio en ese espacio es completamente inviable e ilegal, ya que está establecida en la modificación puntual del PGOU del año 2003 como zona deportiva y espacios verdes", ha afirmado.

Junto a ello, ha aludido a una reunión entre el Ayuntamiento y el AMPA del centro escolar, en la que se acordó de abrir una puerta principal en el edificio, otra puerta de acceso lateral cuando esté urbanizada la zona donde se ubicará el centro deportivo y el parque. También se abordó, según ha dicho, la posibilidad de que la Junta pudiera edificar hasta dos plantas más para la ampliación de las aulas, incluso encima del propio gimnasio, y el que el colegio tuviera un acuerdo de uso de las nuevas instalaciones deportivas.