Marín (Cs) insiste en que no apoyar el informe de financiación "es ponerse del lado de los andaluces"

El líder andaluz de Cs, Juan Marín, en rueda de prensa
EUROPA PRESS
Publicado 09/03/2018 12:44:10CET

SEVILLA, 9 Mar. (EUROPA PRESS) -

El presidente y portavoz de Ciudadanos (Cs) en el Parlamento andaluz, Juan Marín, ha justificado este viernes el rechazo de su partido al dictamen de financiación autonómica negociado entre el PSOE-A, Podemos e IULV-CA, y al que el PP-A también se ha sumado, porque estar en contra del mismo "es ponerse del lado de los andaluces".

En rueda de prensa, celebrada a la misma hora a la que se ha convocado la comisión de Hacienda que ha ratificado dicho documento, Marín ha argumentado la posición contraria de Cs porque "supone una subida de impuestos importante y consolida el mismo posicionamiento de otras fuerzas sobre el cuponazo vasco". "El bloque del cuponazo vasco se consolida también en Andalucía", ha lamentado.

Al contrario, ha recalcado que Cs apuesta por la igualdad entre todos los españoles y la participación de todas las comunidades, incluidas País Vasco y Navarra, a la hora de financiar los servicios básicos esenciales "y parece que otros partidos no apuestan por la igualdad de todos los ciudadanos".

En su opinión, "el documento no soluciona los problemas que tiene Andalucía", al tiempo que ha incidido en que "los mismos partidos políticos que nos han traído hasta aquí, no nos van a sacar de ahí". "El PSOE-A en el 2009 aprobó una reforma de la Ley Orgánica de Financiación de las Comunidades Autónomas (Lofca) y el PP la ha estado ejecutando: Entre ambos han traído a Andalucía a esta infrafinanciación de los servicios públicos", ha aseverado.

"Y ahora se arrogan la bandera de que quien no esté con este documento que presenta el PSOE-A está contra Andalucía", ha censurado el líder andaluz de Cs, que ha garantizado que su partido "no le compra este discurso" a nadie, menos al PP-A, "que ha dado un giro apoyando el documento por cuestiones meramente partidistas".

Del mismo modo, Marín ha defendido que Andalucía "tiene que aspirar y no resignarse, como hace el documento, sólo a ver cuánto nos dan para garantizar los servicios públicos". "En Cs aspiramos a que Andalucía sea una comunidad de primera en este país, que sea capaz de aportar al sistema, otros sólo aspiran a seguir como hasta ahora. Tras 35 años seguimos con los mismos problemas", ha abundado.

Y es que, a su juicio, "no se puede estar sólo reclamando financiación, sino que también hay que proponer cómo se van a financiar esos servicios". "Falten los millones que falten, el dinero para financiar esos recursos sólo sale de la cesta de los impuestos", ha agregado antes de garantizar que "quedarse solo en esta votación es ponerse al lado de los andaluces".

"DECEPCIONADO" CON EL PSOE-A

Asimismo, Marín ha censurado que el PSOE-A no haya contado en las negociaciones de este documento con Cs, "el único partido que ha arrimado el hombro para aprobar el presupuesto, para poner en marcha los proyectos legislativos que se han firmado y que ha sido leal en todos sus compromisos". "Nos hemos ganado el respeto con nuestra forma de proceder y el compromiso que hemos tenido en estos tres años para que se nos hubiera dado la posibilidad de analizarlo con más tiempo", ha apostillado.

No obstante, ha señalado que "cada uno elige a sus compañeros de viaje" y, en este caso, Susana Díaz "ha elegido a Podemos y al PP-A para luchar por un modelo de financiación que no ha solucionado nada durante los últimos años, y que tampoco solucionará nada en los próximos".

"No es una cuestión de hacerse la foto sino de ser útiles para los andaluces", ha proseguido el portavoz de Cs quien ha dicho que esta situación no ha generado asperezas entre Susana Díaz y él en el plano personal, si bien defiende que el PSOE-A "tendría que haber tenido el detalle de respetar el compromiso que Cs tiene con Andalucía y que ha demostrado estos años".

SIN EVALUACIÓN NI LUCHA CONTRA EL FRAUDE

Entre otras cuestiones por las que Cs ha rechazado el documento, Marín ha advertido de que el mismo no refleja ningún tipo de cálculo de necesidades ni de costes de los servicios públicos, "eso implica que el cálculo que se hace de los recursos necesarios no tengan ninguna consistencia".

En este marco, Cs apuesta por hacer una evaluación de las políticas públicas "para saber si cada euro que se gasta en Andalucía está siendo eficaz para dar servicios de calidad", algo con lo que "tampoco están de acuerdo" las cuatro fuerzas políticas que han firmado el texto.

La lucha contra el fraude es otro de los puntos imprescindibles que para Cs debe recoger el nuevo modelo de financiación autonómica, y que no recoge el documento acordado en Andalucía, que tampoco tiene en cuenta la opinión de los expertos que han abordado la financiación autonómica en el grupo de trabajo del Parlamento andaluz.