UGT: Una mujer cobra en Andalucía 8.202 euros menos que un hombre si trabaja en la industria

Actualizado 21/02/2017 13:26:44 CET

Hay una brecha salarial del 25,7%, "casi un punto más que el año anterior", con lo que las mujeres dejan de recibir 6.039,58 euros al año

SEVILLA, 21 Feb. (EUROPA PRESS) -

Una mujer cobra en Andalucía una media anual de 8.202 euros menos que un hombre si trabaja en la industria, según ha indicado el sindicato UGT, que este martes, en boca de la secretaria de Igualdad y Juventud de UGT-A, Cristina García y la secretaría de Políticas Sociales y Seguridad Social de UGT-A, Soledad Ruiz, ha ofrecido una rueda de prensa con motivo de la celebración el 22 de febrero del Día por la igualdad salarial entre mujeres y hombres.

En ella han explicado que "si analizamos los sectores, podemos observar que el sector donde menos brecha salarial hay, tanto en Andalucía como en España, es en el de la construcción (seis y ocho por ciento), puesto que el en el que menos mujeres hay. En España el resto de los sectores oscilan entre el 22 y 26 por ciento. En Andalucía, sin embargo, es en el sector de la industria dónde mayor brecha hay, un 31 por ciento, que supone más de 8.202,13 euros de diferencia salarial anual entre el salario de mujeres y hombres".

Según Cristina García, "la ganancia de los hombres (25.727,24 euros) fue mayor que la de las mujeres (19.744,82), lo que hace que en España, en el año 2014 haya una brecha de 23,3 con un ligero descenso (un 0,7 por ciento) con respecto a la del 2013". En Andalucía, sin embargo en ese periodo "hay una brecha salarial del 25,7 por ciento, casi un punto más que el año anterior. Esta brecha significa que en Andalucía, las mujeres dejan de percibir 6.039,58 euros al año, si esto se mantiene en una vida laboral de 35 años supondría la nada inestimable cifra de 211.385,3 euros".

"La brecha salarial se debe a varias cuestiones fundamentales, la primera es la infravaloración del trabajo y el empleo de las mujeres. El trabajo doméstico y de cuidados que realizan las mujeres en su ámbito familiar ni se visualiza ni se paga, luego no se valora, además, los empleos relacionados con la realización de este trabajo doméstico y de cuidados se valoran económicamente muy por debajo a otros, como la ayuda a domicilio, limpieza, cuidado de niños y personas mayores o servicio doméstico", ha señalado la responsable regional de Igualdad.

El sindicato ha apuntado que los empleos de las mujeres "están menos valorados económicamente puesto que ellas no negocian sus condiciones económicas igual que los hombres".

Además, apunta que las mujeres "trabajan en sectores diferentes, promocionan menos, tienen peores condiciones laborales, se acogen en mayor medida a los derechos de conciliación, es decir, no tienen igualdad laboral con respecto a los hombres, por lo tanto, sus salarios son mucho menores", ha dicho.

TASAS DE PARO

"En Andalucía, la tasa de paro de los hombres es el 25,7 por ciento, mientras que el de las mujeres es de 31,38 por ciento", ha aseverado el sindicato, que precisa que las mujeres registran un 56 por ciento de paro registrado, mientras sólo son un 36 por ciento de las personas contratadas y un 46 por ciento de las nuevas afiliaciones a la Seguridad Social.

"Las mujeres tienen un 70 por ciento de contratación a tiempo parcial, y son un 37 por ciento de las contratadas a tiempo completo. El salario de las mujeres con contratos temporales ha bajado más de 850 euros con respecto al 2013, cosa que no ha sucedido con el salario de los hombres bajo esa modalidad de contratación", ha manifestado.

García señala además que "las diferencias entre lo público y lo privado siguen siendo enormes, siendo en Andalucía esa diferencia de 20 puntos, con lo que la brecha en las empresas privadas es del 32 por ciento en nuestra comunidad autónoma", ha señalado Cristina García.

POR PROVINCIAS

El sindicato ha precisado que, según los datos del Mercado de Trabajo y Pensiones de la Agencia Tributaria del año 2015, "la brecha salarial en 2014 por provincias varía bastante, siendo es Huelva y Cádiz las que más brecha salarial tienen entre mujeres y hombres, con un 34 y un 30 por ciento respectivamente. Las que menos, son Almería, con un 14 por ciento, y Jaén, con un 18 por ciento", ha dicho.

Por su parte, la secretaria de Políticas Sociales y Seguridad Social de UGT-A, Soledad Ruiz, ha dicho que "mujeres y hombres perciben pensiones muy diferentes en cuanto al tipo y la cuantía, vemos que en las pensiones contributivas, salvo en las de viudedad, las mujeres tienen un porcentaje mucho menor, al contrario que en las pensiones no contributivas".

En cuanto a las pensiones contributivas, según el Informe de Evaluación de Impacto de Género de Andalucía 2017 con datos de 2015, se muestra que las pensiones contributivas por incapacidad y por jubilación "fueron percibidas en más de 65 por ciento por hombres, salvo las pensiones de viudedad, obtenidas por un 7,6 por ciento de hombres y un 92,4 por ciento de mujeres", ha señalado Soledad Ruiz.

Ruiz precisa que la cuantía media de las pensiones "es mayor cuando la percibe un hombre, unos 168,5 euros más si hablamos de incapacidad, o de 359,8 euros si hablamos de jubilación. Las pensiones percibidas por los hombres son un 51,4 por ciento más cuantiosas que las de las mujeres. La brecha salarial a lo largo de la vida laboral de mujeres y hombres se traduce en pensiones de jubilación o incapacidad de menor cuantía para las mujeres", ha dicho.

UGT-A cree que "hay que evitar que las mujeres ganen menos que los hombres", por ello reivindica "promover la igualdad de oportunidades y penalizar las discriminaciones laborales por razón de sexo; fomentar medidas de acción positiva; fomentar que no sean solo las mujeres las que tengan que dejar su empleo para cuidar a sus hijos e hijas o a las personas dependientes a su cargo; instaurar medidas de conciliación en las; fomentar la corresponsabilidad en las familias; incentivar la negociación colectiva no discriminatoria y la aplicación de planes de igualdad en las empresas; y mayor control de la brecha por parte de la Inspección de Trabajo".

Respecto a la negociación colectiva, para el sindicato "es necesario convenios con una estructura retributiva transparente y complementos salariales neutrales".

Considera interesante "definir las funciones en función al puesto y no a las personas que lo ocupen; y una vez identificadas las fuentes de discriminación hay que modificar esa situación".

La central demanda "el establecimiento de cláusulas de medidas de acción positiva que corrijan, en un plazo determinado, la situación de discriminación; medidas que permitan un mayor acceso de mujeres a las categorías en las que estén subrepresentadas y promover la participación de las mujeres en la negociación colectiva y en los sindicatos".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies