El obispo de Córdoba avisa que "el mundo occidental se muere de viejo" al sufrir "un invierno demográfico"

 

El obispo de Córdoba avisa que "el mundo occidental se muere de viejo" al sufrir "un invierno demográfico"

Contador
El obispo de Córdoba, Demetrio Fernández
EUROPA PRESS
Actualizado 14/09/2017 10:59:07 CET

CÓRDOBA, 14 Sep. (EUROPA PRESS) -

El obispo de Córdoba, Demetrio Fernández, ha avisado que "el mundo occidental -España, entre ellos- se muere de viejo" y que ello se debe a que "atravesamos un invierno demográfico tremendo, es decir, no nacen los hijos necesarios para el repuesto generacional y, por tanto, hay más viejos que niños".

Así lo ha destacado el obispo en su carta semanal, recogida por Europa Press, que dedica al I Encuentro Diocesano de Laicos, que tendrá lugar en Córdoba el 7 de octubre y en el que, según ha señalado en su carta, se conocerán "testimonios muy elocuentes del valor de la familia y de la vida", ya que 'La familia y la vida' será uno de los talleres que celebrarán en el marco de dicho encuentro.

A este respecto, Demetrio Fernández ha recordado que la familia la constituyen "un hombre y una mujer que se entregan por amor mutuamente para siempre, abiertos a la vida, santificados por el sacramento del matrimonio", siendo ahí donde "encuentran el hombre y la mujer su felicidad", pues "Dios ha puesto en el corazón del hombre y de la mujer esta capacidad de complementación recíproca, que se prolonga en los hijos, por los que los padres están dispuestos a dar la vida, a gastarse un día tras otro", en el marco de "una aventura que genera esperanza", a la que se contrapone el mencionado "invierno demográfico".

Junto a ello, en el Encuentro de Laicos también tendrá lugar un taller sobre 'La educación de niños y jóvenes', subrayando el obispo en su carta al respecto que "los padres son los primeros responsables de la educación de sus hijos y son insustituibles", y el Estado "está al servicio de este derecho fundamental, que no cumple solamente con 'una escuela única, pública y laica', sino que debe apoyar toda iniciativa social, como son las escuelas de la Iglesia Católica".

"No se trata de un favor --prosigue la carta--, sino de un derecho. La presencia de la religión católica en la escuela pública -que en la Diócesis de Córdoba cuenta con una demanda alta-, y las escuelas católicas con su ideario propio, son derechos de los ciudadanos que nuestra Constitución reconoce" y, por eso, "cuando hoy se quieren reconocer todas las libertades, tenemos que luchar por la libertad de enseñanza, por la que niños y jóvenes reciban una visión humana conforme al Evangelio en todo tipo de escuela".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies