El PP pedirá en una PNL la implantación del cribado de cáncer de colon "prometido en 2002" por la Junta

La portavoz de Sanidad del PP en el Parlamento andaluz, Catalina García.
PP DE JAÉN
Publicado 20/03/2018 14:31:45CET

JAÉN, 20 Mar. (EUROPA PRESS) -

El PP va a presentar en el Parlamento de Andalucía una proposición no de ley (PNL) para exigir la implantación total del cibrado del cáncer de colon "prometido en 2002" por la Junta.

Así lo ha manifestado este martes la diputada autonómica del PP de Jaén y portavoz de sanidad en la Cámara autonómica, Catalina Montserrat García, quien ha explicado que el cáncer de colon es el primer tumor maligno en incidencia y el segundo en mortalidad.

Ha añadido que cada año se diagnostican 41.000 nuevos casos y fallecen anualmente en España unas 15.000 personas. A pesar de estos datos, sin embargo, "es un tumor que puede curarse en el 90 por ciento de los casos si se detecta en estadios precoces o en forma de lesiones premalignas".

En este sentido, ha apuntado que la única manera de lograr esta detección precoz es a través de la implantación del cribado del cáncer de colon, "una prueba que prometió el Gobierno de Susana Díaz en 2002 en su Plan Integral de Oncología".

Para García, es lamentable que "16 años después esta prueba llega a muy pocos andaluces". Como ejemplo, ha señalado que en la provincia de Jaén "es accesible para aquellos pacientes que dependan de La Carolina, Navas de San Juan o Vilches".

En el caso de los centros de salud de Jaén y Linares sólo se realiza cuando es una patología ya instaurada "llegando en muchos casos tarde, detectándose la enfermedad cuando está en estadio tres o, incluso, cuatro, provocando el fallecimiento de los enfermos".

"En resumen, el cribado de colon solo se realiza en toda Andalucía en 25 de los 407 centros de salud, lo que supone solo el seis por ciento, y en doce de los 46 centros hospitalarios, es decir, el 26 por ciento", ha comentado no sin exigir que "se implante de forma equitativa" a toda la población de riesgo medio, de entre 50 y 69 años.

Y es que, la detección precoz disminuye la mortalidad a corto plazo entre un 30 y un 35 por ciento, lo que equivaldría en España a salvar unas 4.000 vidas cada año, muchas de ellas en Andalucía. No obstante, en la actualidad "sólo un 19 por ciento de la población de riesgo participa en programas de cribado poblacional".

"Es inaceptable que la Junta de Andalucía siga sin implantar el cribado en todos y cada uno de los centros de salud de la comunidad autónoma cuando se trata de una prueba con un coste mínimo, a penas dos euros, y puede salvar miles de vidas puesto que es capaz de detectar lesiones precancerosas ocho años antes de que estas se transformen en cácer colorrectal", ha asegurado García.

Ha agregado, además, que no solamente salvaría vidas sino que supondría un ahorro evidente a las arcas de la Administración andaluza puesto que el coste medio del tratamietno de un cáncer colorrectal supera los 27.000 euros, "a lo que hay que añadir los años de vida perdidos y el sufrimiento de familiares y enfermos".

Por ello, a través de la PNL que el PP llevará al Parlamento andaluz se solicita la elaboración urgente de un calendario para garantizar la total implantación del cribado de cáncer de colon, en un plazo no superior a tres meses así como la modificación del presupuesto de 2018 para dotar los créditos suficientes para financiar la implantación.

AMBULANCIAS

La portavoz 'popular', por otra parte, ha expresado su preocupación por la "ausencia" en centros de salud jiennenses de ambulancias tipo B de soporte vital básico, que son ambulancias asistenciales y deben llevar dos técnicos en emergencias sanitarias.

"La realidad es que la Junta de Andalucía ha sacado a licitación para la provincia de Jaén 46 ambulancias tipo A1EE no asistenciales y ninguna tipo B. Esto significa que en los centros sanitarios jiennenses no tendremos ambulancias con soporte vital básico que pueden salvar la vida de una persona", ha dicho.

García ha indicado que las ambulancias licitadas por la Junta cuentan con equipamiento técnico especial pero "en ningún caso de soporte vital básico ni, lo que es más grave, humano". En esta línea, ha denunciado que en la provincia de Jaén no disponen para las asistencias de dos técnicos en emergencias sanitarias y, de tenerlos, se quedan con uno a partir de las diez de la noche, "como si las urgencias entendieran de horas".

"Pedimos a los jiennenses que cuando tengan que ser trasladados en ambulancia y dicho traslado no sea programado, si lo hacen sólo con un celador-conductor, lo denuncien", ha manifestado García, para la que es "indignante" que "en otras provincias se estén realizando transportes programados con ambulancias tipo B y dos técnicos sanitarios", mientras en Jaén no se cuenta "con ellas para las asistencias sanitarias".

EQUIPARACIÓN SALARIAL

La diputada de PP ha anunciado, además, otra iniciativa para exigir la equiparación salarial de los profesionales sanitarios andaluces con los del resto de España. "Confiamos en que será una medida bien acogida por el resto de partidos políticos que tanto han apoyado la equiparación salarial de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado por lo que entendemos que este caso no debe ser distinto", ha apostillado.

Según ha dicho, la sanidad andaluza ha estado marcada por recortes que han afectado a sus retribuciones, que "en los últimos cinco años han perdido entre 3.000 y 10.000 euros de sus retribuciones". Por ello, pedirán la revisión de los complementos variables de todos los profesionales sanitarios andaluces para lograr al cierre de 2018 una convergencia plena con la media nacional.

Asimismo, defiende iniciar un proceso de negociación en el seno de la Mesa Sectorial de Sanidad sobre la modificación del complemento de rendimiento personal y reactivar el proceso de carrera profesional, "paralizado desde el año 2014".

AGRESIONES

Finalmente, García ha aludido a una PNL para pedir al Consejo de Gobierno que reconozca y garantice la autoridad de los profesionales del sistema sanitario público de Andalucía y se fomente la consideración y el respeto en el ejercicio de sus funciones y responsabilidades. El objetivo es "conseguir una adecuada convivencia" incrementando la sensibilización, prevención y resolución de conflicto.

La creación de un observatorio autonómico de agresiones, la puesta en valor del interlocutor policial territorial sanitario o un plan integral dirigido al personal agredido son algunas de las medidas que se solicitan en una propuesta "urgente dado el incremento de las agresiones al personal sanitario en los últimos años".