Salobreña espera el visto bueno de la Junta para proteger el baño árabe del Castillo

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico
Contador

Salobreña espera el visto bueno de la Junta para proteger el baño árabe del Castillo

Publicado 26/11/2016 11:10:34CET

SALOBREÑA (GRANADA), 26 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Salobreña está a la espera del acuerdo técnico que pretende alcanzar con la Consejería de Cultura para dotar de medidas de protección de seguridad al baño árabe hallado en las excavaciones realizadas durante la restauración del Castillo del municipio de la costa granadina cuya reapertura integral está pendiente de este proyecto.

Según han detallado fuentes municipales a Europa Press, una vez descartada, por falta de presupuesto, la posibilidad de que el Ayuntamiento contrate a un vigilante de seguridad privado para controlar el baño árabe durante las visitas dentro del Castillo, se trabaja en un nuevo proyecto para cumplimentar la petición de la Junta para una protección adecuada de estos restos arqueológicos.

Esta "medida alternativa" podría pasar por la instalación de una cancela, la cobertura con una mampara que cumpliera los requisitos, o incluso por un sistema de videovigilancia que complementen la barandilla de protección ya existente y la señalización, han detallado las fuentes consultadas en el área de Cultura del Ayuntamiento de Salobreña.

Actualmente, el castillo de Salobreña, cuya estructura original data del siglo X, está abierto en su parte "exterior" de la ampliación castellana de finales del siglo XV, y --para grupos acompañados por personal municipal-- en la zona del antiguo alcázar nazarí que está pendiente de su apertura al público "al cien por cien" a ver cumplimentados los condicionantes de Cultura para la protección del baño árabe que cuenta con pavimento esmaltado en colores verde, blanco y verde propios de la época.

La rehabilitación del Castillo de Salobreña ha contado en total con una inversión de aproximadamente un millón de euros, de los que un 60 por ciento se hizo con cargo a la Iniciativa de Turismo Sostenible y el restante 40 por ciento a fondos municipales.

Al aparecer los restos del baño, hubo que ampliar el proyecto en un presupuesto en unos 127.000 euros para unos trabajos de conservación y adecuación cuya certificación final se da en mayo de 2016 después de que hubiera que hacer arreglos de urgencia al verse afectados por las lluvias de octubre de 2015.

Desde que se iniciaron las obras en 2014, el Castillo ha alternado periodos en los que podía ser visitado, si bien el temporal de 2015 obligó a su cierre completo por motivos de seguridad.

Fue en febrero de 2016 cuando, a falta de algunos remates y sobre todo de la instalación de la cubierta de protección en el baño árabe encontrado en el recinto interior, volvió a abrirse de forma provisional.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies