Salud destaca que todas las provincias disponen de cateterismo cardiaco las 24 horas los 365 días para tratar el infarto

Marina Álvarez en comisión parlamentaria
CONSEJERÍA DE SALUD
Publicado 12/07/2018 17:23:20CET

Marina Álvarez destaca que la respuesta a esta patología es "ágil" y que se ha reducido la mortalidad en un 5% durante el último año

SEVILLA, 12 Jul. (EUROPA PRESS) -

La consejera de Salud, Marina Álvarez, ha afirmado este jueves en comisión parlamentaria que en Andalucía se está dando una respuesta "ágil" al infarto gracias a la activación del Código Infarto, una herramienta que forma parte del Plan de Atención Integral a las Cardiopatías, uno de los planes priorizados por la Administración sanitaria andaluza para este año.

En esta respuesta "ágil", destaca la titular de Salud en respuesta a una pregunta del PP-A, ha sido muy importante la disponibilidad permanente de la angioplastia primaria (cateterismo cardiaco), un procedimiento que ya está disponible las 24 horas los 365 días del año en todas las provincias andaluzas.

Según un comunicado, Álvarez, quien ha recordado que el infarto agudo de miocardio es una patología tiempo-dependiente causada por un trombo que obstruye una arteria coronaria, ha explicado que la activación del Código Infarto se inicia con el diagnóstico precoz realizado a un paciente que cumple una serie de requisitos tanto clínicos, como de tiempo de instauración de síntomas.

Cuando se cumplen dichos requisitos, el tratamiento ideal es la angioplastia primaria, que se realiza en las unidades de Hemodinámica. El procedimiento consiste en introducir un catéter en la arteria coronaria para abrirla. Cuando esta técnica no puede realizarse en un periodo de tiempo concreto, se realiza la fibrinólisis, que consiste en administrar un fármaco intravenoso para disolver el coágulo.

Es el médico que detecta que se está produciendo un infarto, el que alerta al Centro de Coordinación del 061 para activar el Código Infarto, avisando al hospital de referencia para aplicar el tratamiento que desobstruirá la arteria coronaria al paciente.

Álvarez ha apuntado que la reducción de la mortalidad por infarto agudo de miocardio en el último año es de un cinco por ciento. Asimismo, ha detallado que el Código Infarto se activó durante 2017 en un total de 718 pacientes.

Contador