Susana Díaz defenderá a Andalucía "por encima de todo" aunque a veces "duela en casa"

Susana Díaz y Rafael Escuredo en los encuentros de la SER sobre el 4-D
EUROPA PRESS/JUNTA DE ANDALUCÍA
Actualizado 04/12/2017 15:47:07 CET

SEVILLA, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

La presidenta de la Junta y secretaria general del PSOE-A, Susana Díaz, ha expresado este lunes que defender a Andalucía por encima de todo, a veces, "duele en casa", pero que esa es su "obligación y responsabilidad".

Durante su participación en los Encuentros de la cadena Ser dedicados a los '40 años del 4-D', junto al expresidente de la Junta Rafael Escuredo, en la sede de la Fundación Cajasol, Susana Díaz ha querido dejar claro que Andalucía se ha "levantado" y ya no va a permitir que nadie la ponga "de rodillas", y estará vigilante ante el "nacionalismo, que siempre es insolidario", y que tiene como vocación "debilitar al conjunto del Estado".

También ha advertido de que la "vocación centralista" de Mariano Rajoy le lleva a "utilizar todo el lío territorial para intentar recortar el autogobierno", que es lo que viene sufriendo Andalucía en estos últimos cinco años.

La presidenta ha señalado que, a veces, defender a Andalucía por encima de todo "duele en casa" y la coherencia política a veces "es cara", pero esa es su "obligación y responsabilidad". Susana Díaz ha hecho esta consideración al hilo de que Escuredo indicara, durante el coloquio que han mantenido, que vienen tiempos complicados que se superarán siempre desde una apelación "al interés general de Andalucía, no del PSOE", y que llegado el momento, esta tierra estará "por encima" de cualquier otra consideración.

Susana Díaz, que ha indicado que la autonomía andaluza es hija de la transición, ha advertido de que se rebelarán ante el hecho de que algunos pretendan ahora "manipular y mentir sobre la voluntad limpia que tuvo el pueblo andaluz" el 4D y el 28F. "Yo no voy a permitir como presidente de la Junta de Andalucía que nadie use a esta tierra como coartada para justificar lo contrario a lo que representó el 4D y el 28F", según ha señalado Díaz, que ha recordado que los ciudadanos salieron a la calle y votaron en referéndum porque querían "autonomía, libertad y dignidad en una España libre y constitucional".

Ha agregado que algunos quieren utilizar ahora "sentimientos nacionalistas para reventar lo que fue la transición española y la Constitución", ante lo que Andalucía tendrá que volver a "levantar la voz".

La presidenta, que ha reivindicado que hay ser leales y fieles a lo que representaron el 4D y el 28F, ha querido dejar claro que ella no se va a "acomodar" y va a estar dispuesta a levantar la voz para que se garantice la igualdad de todos los españoles y comunidades autónomas.

Ha indicado además que nuestra singularidad es que el referéndum
del 28F fue constitucional. "El 4D tiene la relevancia que tiene hoy porque hubo un 28F después", según ha indicado Díaz, quién ha insistido en que el 4D "no tendría sentido" sin el referéndum de autonomía, que se tradujo en el derecho, verdaderamente, a la igualdad con el resto de ciudadanos de España.

Susana Díaz ha defendido que en este país tiene que haber reformas, que son "necesarias y urgentes" y que tienen que ser "en igualdad", aunque también ha advertido de que las "amenazas" son grandes.

Ha recalcado que es un momento difícil y muy complicado porque no hay una generación de políticos dispuestos a enfrentarse incluso en su propio partido, poniendo por delante el modelo de sociedad en el que creen. Ha señalado que la transición fue posible porque los que estaban en ese momento sabían que este país necesitaba "libertad y democracia" y eso estaba por encima de todo. En Andalucía, según ha agregado, sus políticos sabían que esta tierra necesita "dignidad e igualdad", porque se había construido un norte rico, a costa de un sur subdesarrollado.

Para la presidenta, actualmente, el momento tiene muchas amenazas, "porque existe la tentación de volver a las dos velocidades" y ha insistido en que hace falta una financiación justa y adecuada para que la igualdad sea real y que en todos los territorios de España, los ciudadanos puedan tener unos servicios públicos de calidad. También ha defendido una reforma de la Constitución "para seguir unidos".

Ha señalado que, ante este escenario, Andalucía tendrá que estar vigilante, porque ha visto, por un lado, a quienes vienen a sustituir al Partido Comunista queriendo rescribir la historia, en referencia a Podemos, y, por otro lado, a la derecha que, con la boca chica de nuevo, vuelve decir sí a la autonomía, pero al mismo tiempo va callando a otros territorios a través de "prebendas".

QUIEN NO SE SUME AL CONSENSO, SERÁ "ARROLLADO"

Asimismo, Díaz ha advertido de que quien no quiera ver que los ciudadanos quieren consenso, acuerdo y que se defienda sus intereses, "lo va a arrollar la gente". "Quien ahora intente impedir la igualdad, quebrar un país, fragmentarlo, enfrentar a territorios o crispar, bien porque quieran cambiar el sistema e impugnar el 78 o bien por la indolencia y la irresponsabilidad, la gente se lo va a llevar por delante", ha sentenciado Díaz.

Ha insistido en que quien no esté en el consenso y el acuerdo para defender a esta tierra, los andaluces se lo van "a llevar por delante". No obstante, se ha mostrado segura de que, cuando llegue el momento de defender a esta tierra, habrá un amplio consenso de ciudadanos, sindicalistas, gente del mundo de la cultura y de los dirigentes políticos, entre otros.

Por su parte, Rafael Escuredo ha señalado que el 4D fue un día que sorprendió a propios y extraños, "un espectáculo ciertamente sorprendente", con un carácter festivo, y ha señalado que no es verdad que la gente saliera a la calle "para reclamar la nación andaluza o la nacionalidad".

El pueblo andaluz salió a la calle, según ha señalado, porque estaba de por medio "la recuperación de la autoestima" por parte de un pueblo sometido a unos perfiles folclóricos y que vivía en una tierra con miseria, pobreza y subdesarrollo. La autonomía, según ha señalado, abrió la puerta a la esperanza y ha considerado que en estos complicados momentos Andalucía tendrá que volver a alzar la voz para defender la igualdad de todos los españoles y frenar cualquier intento de una España de dos velocidades.

Francisco Javier Fernández

Francisco Javier Fernández

Consejero de Turismo y Deporte de la Junta de Andalucía

27/06/2018

Patrocinado por