La alcaldesa de Espartinas defiende que las notificaciones vía Policía Local se ciñen al "procedimiento común"

Publicado 28/03/2018 14:59:00CET

Olga Hervás considera que el comité de empresa del Ayuntamiento intenta "buscar polémica donde no existe"

ESPARTINAS (SEVILLA), 28 Mar. (EUROPA PRESS) -

Ante la queja del comité del Ayuntamiento de Espartinas (Sevilla) por la notificación de una reunión mediante visitas de la Policía Local a los domicilios personales de los representantes sindicales, la alcaldesa del municipio, Olga Hervás (Ciudadanos), ha defendido que se trata de una fórmula del "procedimiento administrativo común", incluso usada anteriormente para notificar los plenos a los ediles. Por ello, considera que el comité intenta "buscar polémica donde no existe".

Como se ha informado, el comité de empresa del Ayuntamiento de Espartinas ha elevado una queja a la alcaldesa, después de que la convocatoria de una reunión promovida por la concejal de Recursos Humanos fuese notificada por agentes de la Policía Local, personándose los mismos en los domicilios particulares de los representantes sindicales.

Para el comité, se trata de una fórmula "abusiva e inaceptable" que induce a pensar en un "ánimo de amedrentar en el ámbito familiar" a los representantes de la plantilla, sobre todo porque el comité de empresa cuenta con una "sede reconocida por el Ayuntamiento.

Frente a ello, la alcaldesa ha mostrado su "sorpresa" por el tono empleado por el comité de empresa en el escrito en el que denuncia esta situación. "Consideramos muy desafortunado el escrito enviado por el comité, con el uso de términos como 'abusiva', 'amedrentar' o 'antisindical', denunciando un hecho común en la administración, como es la entrega de notificaciones por parte de la Policía Local, algo que hasta la puesta en marcha del programa Convoca de la Diputación de Sevilla se utilizaba por ejemplo para notificar los plenos a los concejales", alega Olga Hervás, en unas declaraciones recogidas por Europa Press.

Para ella, resulta "un disparate calificar esta entrega de notificaciones como un acto abusivo que sólo busca el amedrentamiento". "Considerar un procedimiento administrativo común como una conducta antisindical nos parece buscar una polémica donde no existe", asevera la alcaldesa de Espartinas.