Andalucía sólo recupera el 55 por ciento de los residuos que se generan en los hogares

Actualizado 10/04/2010 13:26:03 CET

El II Plan Director Territorial de Gestión de Residuos no Peligrosos de Andalucía invertirá más de 2,2 millones hasta el año 2019

SEVILLA, 10 Abr. (EUROPA PRESS) -

Un 55,2 por ciento de los residuos urbanos que se generan en Andalucía, es decir, unas 5,1 millones de toneladas de residuos producidos en domicilios particulares o comercios, son tratados en plantas de recuperación y compostaje, mientras que el 39,5 por ciento todavía se deposita directamente en vertederos y sólo un 5,3 por ciento se recoge selectivamente.

De este modo, según se desprende del Plan Director Territorial de Gestión de Residuos No Peligrosos de Andalucía (2010-2009), al que tuvo acceso Europa Press, la comunidad no alcanza la cifra del 95 por ciento de recuperación de residuos urbanos de origen doméstico fijado por la Junta de Andalucía en la primera edición de este plan, que finaliza este año.

Según recoge dicho plan, que propone la estrategia que seguirá Andalucía en los próximos diez años en materia de gestión de residuos no peligrosos, a pesar de este escaso porcentaje, las 23 plantas de compostaje y recuperación que hay en funcionamiento en Andalucía -- donde se producen unas 203.000 toneladas anuales de compost-- trabajan por encima de su capacidad, por lo que es necesaria la ampliación de las mismas.

De hecho, el crecimiento en la generación de residuos en los últimos años ha sido sostenido, pasando de una ratio de 1,19 kilogramos por habitante y día en 1999 a una media de 1,73 en 2008.

Además de las plantas de recuperación, Andalucía cuenta otras infraestructuras de gestión, concretamente, 26 plantas de clasificación, 63 estaciones de transferencia y cinco vertederos. Asimismo, como opción complementaria, se encuentra la recogida selectiva de residuos, que en Andalucía se lleva a cabo a través de contenedores diferenciados en la vía pública: vidrio, papel-cartón, envases y fracción resto, en la que se incluye la materia orgánica.

En cuanto a dotación de contenedores, la cifra de unidades a disposición de los ciudadanos se ha visto incrementada notablemente en estos años, de modo que en 2008 había un contenedor por cada 353 habitantes para vidrio, un contenedor cada 314 habitantes para papel y cartón y uno para cada 153 habitantes para envases ligeros.

Las cifras de recogida en 2008 fueron de 125.105 toneladas de vidrio, 155.104 toneladas de papel y cartón y 128.662 toneladas de envases ligeros.

A ello hay que sumar los puntos limpios que disponen los entes locales, en los que los ciudadanos pueden depositar otros residuos, como es el caso de los muebles y enseres, los textiles, o los aceites o domésticos. Existe una red de 145 puntos limpios construidos, más 25 proyectados y varias instalaciones móviles.

SELLADO DE VERTEDEROS

En lo relativo a la clausura y recuperación de vertederos, hasta el año 2008, se han sellado en Andalucía un total de 232, más del doble de los previstos en el Plan Director Territorial de Gestión de Residuos No Peligrosos de Andalucía (2002-2009), para lo que se ha realizado una inversión de 45,9 millones de euros.

Uno de los residuos que crece a mayor ritmo es el de aparatos eléctricos y electrónicos, (RAEE) con un aumento del 5 por ciento al año, lo que significa que en cinco años se generará un 28 por ciento más y en 12 años esta cantidad se habrá duplicado. Además, hay que tener en cuenta que debido al contenido a sustancias potencialmente peligrosas estos residuos pueden dar origen a importantes problemas medioambientales si no son descontaminados adecuadamente.

En el año 2008 se recogieron 10.472 toneladas de RAEE en Andalucía, el 89 por ciento procedente de hogares particulares, lo que supone una tasa de recogida de 1,13 kilogramos por habitante y año. Por tanto, no se ha alcanzado el objetivo marcado en el Real Decreto 208/2005 de 4 kilogramos por habitante y año.

SANCIONAR LOS VERTIDOS

El II Plan Director Territorial de Gestión de Residuos No Peligrosos de Andalucía (2010-2019) prevé una inversión de 2.219.233 euros hasta el año 2019 para la creación y adecuación de infraestructuras, actividades de seguimiento y control, prevención y comunicación y difusión, repartiéndose esta cantidad en 156.966 euros aportados por la Consejería de Medio Ambiente y 2.219.233 euros financiados por otras entidades.

Por otro lado, se calcula que con la puesta en marcha de estas actividades se generarán hasta el año 2019 unos 8.571 empleos directos y asociados en Andalucía.

Uno de los objetivos que se marca este plan persigue que las administraciones locales y los productores de residuos, antes de 2012, deberán implantar programas de prevención de la generación de los residuos producidos en sus actividades. Asimismo, se estudiará la puesta en marcha de una fórmula para gravar económicamente el vertido de residuos que se puedan valorizar.

Además, se priorizarán en los pliegos de prescripciones técnicas de las obras de iniciativa pública el empleo de materiales obtenidos del reciclado de residuos o bonificación de su empleo en las valoraciones de concursos públicos.

Otra medida del plan es la creación de una Oficina Autonómica para el fomento del uso de materiales reciclados por parte de las empresas y los ciudadanos, así como el impulso a la creación de mercados de segunda mano, impulsado por la Consejería de Medio Ambiente.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies