Beltrán Pérez culpa a Espadas del "escollo" de su "presupuesto alternativo" y le pide "voluntad política"

Beltrán Pérez en rueda de prensa.
PP AYUNTAMIENTO DE SEVILLA
Publicado 12/01/2018 15:29:41CET

"Si hay un acuerdo entre el PP y el PSOE, se acabaron las trabas administrativas y tendríamos un presupuesto con 23 concejales"

SEVILLA, 12 Ene. (EUROPA PRESS) -

El portavoz del Grupo popular del Ayuntamiento de Sevilla, Beltrán Pérez, ha defendido este viernes que el "escollo jurídico" que afronta el "presupuesto alternativo" propuesto para el PP de cara a 2018 deriva de que el Consistorio se rige por un "reglamento de 1996" y el alcalde, Juan Espadas (PSOE), ha sido "incapaz" de modernizar la reglamentación orgánica municipal. De todas formas, avisa de que todo se reduce a una cuestión de "voluntad política" y por ello, reclama al alcalde que fije una nueva reunión para que populares y socialistas avancen hacia un acuerdo para los presupuestos municipales de 2018.

Hablamos de los contactos de los grupos políticos del Ayuntamiento de Sevilla para la aprobación del proyecto presupuestario del Consistorio y sus sociedades y organismos satélite para 2018, que asciende a aproximadamente 960 millones de euros, una cifra similar a la del presupuesto del año en curso. El nuevo proyecto presupuestario del Gobierno local socialista, como ya ocurriera con los anteriores, está marcado por un acuerdo entre el PSOE y Ciudadanos, con medidas por importe de casi 50 millones para que la formación naranja apoye el texto.

En el contexto de tales contactos, pues el PSOE gobierna el Ayuntamiento en franca minoría y necesita el respaldo o abstención de al menos dos grupos para que prospere su proyecto presupuestario, el Grupo popular ha promovido su propio "presupuesto alternativo", como "enmienda a la totalidad" a las cuentas previstas por el Gobierno local socialista.

Una vez presentado dicho "presupuesto alternativo", el propio alcalde hispalense, Juan Espadas, detectaba "elementos en común" entre las propuestas planteadas del PP en materia de gastos e inversiones y las prioridades marcadas por los socialistas y ampliadas en su acuerdo con Ciudadanos. No obstante, avisaba de que atisbaba "cuestiones dudosas" y quizá no "válidas técnicamente" en determinados aspectos propuestos por los populares en materia de ingresos.

"ESCOLLO JURÍDICO"

Pero en un contexto en el que el proyecto presupuestario afronta el trámite de la comisión de Hacienda, donde son votadas las enmiendas de las fuerzas de oposición al documento original, al objeto de que sean incorporadas las que se aprueben, la Intervención y la Secretaría General del Ayuntamiento habrían determinado que el "presupuesto alternativo" del PP carece de base normativa para su debate y votación como tal en la comisión de Hacienda, que como se ha señalado se circunscribe al ámbito de las enmiendas individualizadas.

Dado el caso, el portavoz del Grupo popular, Beltrán Pérez, ha advertido este viernes de que "este escollo jurídico de vacío legal" deriva de que el Ayuntamiento de Sevilla funciona con "un reglamento de 1996, del siglo pasado", que en efecto no contempla aspectos como el que propone el PP ni tampoco regularía "cómo se aprueban los presupuestos y ordenanzas municipales". Al respecto, ha defendido que "muchos ayuntamientos" de España cuentan con reglamentaciones que permitirían el debate y votación de un presupuesto alternativo al del gobierno local de turno.

Por eso, ha defendido que "la única responsabilidad" de dicho "obstáculo de forma" que afronta el "presupuesto alternativo" del PP recae sobre el alcalde, que "ha sido incapaz de hacer un nuevo reglamento orgánico", con un carácter más "moderno" y que permita "presentar enmiendas a la totalidad y presupuestos alternativos".

CUESTIÓN DE "VOLUNTAD POLÍTICA"

No obstante, Beltrán Pérez ha advertido de que el acuerdo presupuestario alcanzado entre el PSOE y Cs no habría sido sometido ni a la "comisión de Hacienda" ni a ningún otro proceso "reglado", agregando que en el caso de que prosperasen las negociaciones entre el PSOE y el PP en torno al "presupuesto alternativo" de los populares, "decaerían" tanto el proyecto presupuestario original como el propuesto por el PP, para dar lugar a "un nuevo texto presupuestario" con "las medidas del PP" que comenzaría su propia tramitación.

Es por ello que Beltrán Pérez ha avisado de que todo se reduce a una cuestión de "voluntad política". "Si hay un acuerdo entre el PP y el PSOE, se acabaron las trabas administrativas y tendríamos un presupuesto apoyado por 23 concejales", ha defendido, reclamando al alcalde hispalense que "de un paso al frente" y convoque una nueva reunión de la comisión negociadora entablada entre populares y socialistas, para dar lugar a un "acuerdo sin precedentes" en la ciudad de Sevilla.

Del mismo modo, ha pedido al primer edil que "solucione ya" el "vacío legal" que padece el Ayuntamiento de Sevilla ante situaciones como la descrita, promoviendo un nuevo y "moderno" reglamento orgánico.