Cabrera traslada a Tussam estudiar paradas antiacoso en sus buses, que tendrán conexión directa con Policía

Publicado 05/04/2018 15:03:01CET

SEVILLA, 5 Abr. (EUROPA PRESS) -

El concejal delegado de Seguridad, Movilidad y Fiestas Mayores, el socialista Juan Carlos Cabrera, ha trasladado ya a la empresa municipal de transportes Tussam que estudie el desarrollo de las paradas nocturnas "antiacoso", paradas intermedias o a demanda de los usuarios, para definir su mejor ubicación y analizar las condiciones de seguridad vial de los entornos para su colocación; a la par que ha subrayado que los autobuses contarán con un botón para llamar de forma directa a la Policía Local.

Tras presentar los nuevos equipamientos para Protección Civil, ha explicado que ya ha trasladado la petición a Tussam, después de que el Pleno aprobara esta propuesta de IU este miércoles. Así, se analizará la ubicación de esas paradas intermedias, que habrían de estar al menos a unos 300 metros de las actuales y en zonas "donde haya alguna acera o que habría que acondicionar para garantizar su seguridad vial".

Según señala, esas paradas serían "a petición de las personas que, a su entender, estén sufriendo algún tipo de agresión, como mujeres u otros colectivos". "Cualquier agresión que se pueda sufrir o que se tenga conocimiento de un peligro, lo primero que se tiene que hacer es acudir es al conductor y en el autobús habrá un botón de acceso directo a la Policía Local", añade.

También, indica que también podrán ser usadas por "las mujeres que incluso cuando van a su casa entienden que la parada les genera cierta incertidumbre o peligro y se facilita que se pueda hacer más cómoda su llegada a la vivienda de forma próxima y segura". Así, ha celebrado que se haya aprobado en el pleno esa propuesta para avanzar en la mejora de la seguridad de las personas.

La propuesta de IU aprobada en el Pleno recoge estudiar la instalación de paradas nocturnas "antiacoso" de Tussam en las que las usuarias se puedan subir y bajar de los autobuses, el tipo de
señalización de las mismas, así como las líneas tramos y horarios.

Además, esas paradas intermedias o a demanda de las usuarias serían en horario nocturno durante los días festivos y fines de semana, "sin perjuicio de poder extender esta iniciativa al resto de servicios en función de la aceptación y/o viabilidad técnica de la misma".

También, se establece crear un protocolo de actuación para taxistas ante casos violencia de género y puesta en marcha de cursos de formación en la materia con el fin de hacer frente "al repunte de estos episodios que se viene produciendo en este servicio de transporte público".