Chaves no va a "consentir que haya pescadores en río revuelto" e insta a los sindicatos a erigirse en "actores globales"

Actualizado 24/02/2009 17:03:16 CET

SEVILLA, 24 Feb. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Junta de Andalucía, Manuel Chaves, instó hoy a los agentes económicos y sociales a "arrimar el hombro" en el actual momento de crisis y advirtió de que el Gobierno andaluz "no va a consentir que haya pescadores en río revuelto" ni que "al socaire de la crisis se intenten cambiar las condiciones laborales ni se planteeen ajustes de plantilla que no estén plenamente justificados", tras lo que instó a los sindicatos a "reivindicar y asumir su carácter de actores globales e internacionales, no sólo para intervenir en la salida a esta situación de crisis, sino para influir a la hora de fijar nuevas reglas que se vayan elaborando".

En su intervención en la inauguración del X Congreso de CCOO-A, Chaves advirtió de que la Junta "estará vigilante para que nadie pueda atentar contra conquistas de los trabajadores que han costando mucho esfuerzo", tras lo que dejó claro que el Gobierno andaluz "no va a aceptar reforms laborales que supongan el abaratamiento del despido". "Se equivocan los que piensan que podemos salir de la crisis con las recetas caducadas que ya han demostrado su fracaso en todo el mundo", aseveró.

Chaves propuso el valor "en sí mismo" de la Concertación Social como forma de salir de la crisis "pues ha generado un clima de estabilidad económica y social que ha permitido incrementar la eficacia de la política económica y la incorporación de elementos innovadores y ha servido para reforzar ael captal social de Andalucía", de forma que en la actual situación económica "el diálogo debe convertirse en un poderoso instrumento que permita la puesta en marcha de nuevas medidas contra la crisis". "Si la Concertación ha sido siempre necesaria, ahora es imprescindible", sentenció.

El presidente de la Junta, que aludió a las medidas puestas en marcha para frenar los efectos de la crisis económica en Andalucía, precisó que en Andalucía "no nos hemos quedado quietos esperando que lleguen soluciones de fuera", tras lo que citó algunas de ellas y consideró que "de esta crisis saldremos con el esfuerzo y la solidaridad de todos" ante lo que precisó que la Junta está trabajando en nuevas propuestas sobre el sistema de protección social "para que ninguna familia quede desamparada" ante el agotamiento de las prestaciones de las personas desempleadas.

Asimismo, Chaves, que reconoció que "aún quedan tiempos difíciles y malas noticias por recibir", precisó que "estamos ante la crisis más graves desde los años 30 y que es la primera de la globalización", tras lo que apuntó que "una crisis global requiere de respuestas globales", por lo que "aquellos que afirman que podemos solucionarlos solos, desde España o Andalucía, o no saben de lo que hablar o están engañando a los ciudadanos".

De esta forma, consideró la necesidad de "respuestas globales a los problemas financieros con la reforma de todo el entramado de regulación y supervisión de estos mercados, eliminación de paraísos fiscales, aumento de la transparencia y mayor equilibrio entre el riesgo y beneficio, con la primacía de la economía real sobre la especulación financiera".

No obstante, consideró que "una refundación del sistema financiero no es suficiente porque existen otras carencias", de forma que apuntó la necesidad "aprovechar la crisis para acometer reformas de carácter democrático en el escenario de la globalización".

PAPEL INTERNACIONAL DE LOS SINDICATOS

En ese sentido, insistió en el papel de los sindicatos "que deben reivindicar y asumir su carácter de actores globales y protagonistas de las soluciones globales, no sólo para intervenir en la salida a esta situación de crisis, sino para influir a la hora de fijar nuevas reglas que se vayan elaborando".

Justificó esta apuesta por el hecho de que "muchos de los problemas a los que se enfrentan diariamente trabajadores y sindicatos sólo tienen una solución estable en el marco de una regulación internacional, como los casos de 'dumping' social", a lo que se une el "papel imprescindible de las centrales para el establecimiento de reglas justas y que faciliten la cohesión social", tras lo que realizó una apuesta por el "modelo social europeo" y por "ampliar el espectro" de los agentes sociales.

"No es posible que sólo unos pocos países y unos pocos agentes financieros rijan el destino de tantos", se lamentó Chaves, quien se mostró convencido de que de esta crisis "van a salir favorecidos los valores que hemos defendido las fuerzas progresistas".

Chaves apeló a la responsabilidad de todos los agentes para ayudar a salir de la crisis y se mostró seguro de que "saldremos de la crisis, pero tenemos que evitar que las mismas causas terminen produciendo, dentro de unos años, los mismos efectos".

En su intervención en el congreso de CCOO-A destacó el papel y la "limpia trayectoria" de esta central sindical "siempre reivindicativa pero apostando en todo momento por el diálogo y la concertación, que ha sabido mantener su independencia y apostar por la unidad de acción sindical y la colaboración con las instituciones democráticas".