Detenidos dos jóvenes en Lebrija por vender y consumir droga delante de menores en una plaza pública

Actualizado 20/10/2010 12:23:20 CET

SEVILLA, 20 Oct. (EUROPA PRESS) -

Agentes de la Guardia Civil de Lebrija (Sevilla) han detenido a dos jóvenes, identificados como F.J.L.P., de 20 años, y N.F.L., de 29 años de edad, por sendos supuestos delitos contra la salud pública, según ha informado el Instituto Armado en un comunicado de prensa.

La actuación de la Guardia Civil se inició tras recibir una llamada telefónica de un vecino que informaba a los agentes de que, en una plaza pública, un grupo de jóvenes se hallaba consumiendo hachís en presencia de menores que estaban jugando en el lugar.

Así, los agentes se dirigieron hacia la plaza y comprobaron que, efectivamente, unos jóvenes estaban fumando lo que parecía ser hachís y marihuana, por lo que les solicitaron la documentación. Los guardias hallaron a uno de ellos una caja metálica con un trozo de hachís y cierta cantidad de marihuana, y al otro joven una navaja, por lo que se formuló la pertinente denuncia.

Antes de abandonar el lugar, los guardias civiles observaron un vehículo que estaba estacionado indebidamente e interrogaron a los jóvenes por si conocían al dueño del mismo, resultando que era uno de ellos.

Tras ello, los agentes decidieron inspeccionar el vehículo en presencia de su dueño. Tras practicar un "minucioso" registro, hallaron en un compartimento oculto bajo el asiento del conductor una bolsa con 20 bellotas de hachís y otra con 18 láminas de hachís prensado. En total, el peso de la droga es de 274,5 gramos.

DETENIDO COMO INDUCTOR

Ante la evidencia de los hechos, la Guardia Civil de Lebrija detuvo al dueño del coche, F.J.L.P., lebrijano de 20 años, por un supuesto delito contra la salud pública. Continuando con sus investigaciones, los agentes llegaron a sospechar de la existencia de otros individuos implicados en este delito.

Todo apuntó a un vecino de Lebrija, quien, al parecer, indujo al detenido para que se desplazara a Trebujena a comprar la droga, dándole el dinero necesario. Los agentes recabaron pruebas y, finalmente, detuvieron a N.F.L., de 29 años, por un supuesto delito contra la salud pública, como inductor.