Detenidos 'in fraganti' dos jóvenes con numerosos antecedentes tras robar en una cafetería de Morón (Sevilla)

Coche de la Policía Nacional
ARCHIVO
Publicado 15/03/2018 12:00:24CET

SEVILLA, 15 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Policía Nacional ha detenido en la localidad sevillana de Morón de la Frontera (Sevilla) a dos jóvenes de 23 y 32 años de edad tras ser descubiertos 'in fraganti' cuando robaban en un bar de la localidad de Morón de la Frontera (Sevilla).

Según informa la Comisaría Provincial en un comunicado, los dos acusados, a los que se imputan otros seis robos con fuerza cometidos en un periodo de 18 de días en lo que va de año, forzaron los barrotes de una ventana de un bar y sustrajeron del interior una botella de bebida alcohólica, dos huchas y una bolsa que contenían en total 84 euros. Uno de los arrestados mostró arrepentimiento espontáneo haciendo entrega del dinero sustraído.

Los hechos tuvieron lugar en la madrugada del pasado jueves 8 de marzo cuando la Policía Nacional recibió aviso de un posible robo con fuerza en un establecimiento donde tras una primera inspección se pudo observar cómo una ventana trasera tenía forzados los barrotes de seguridad y el cristal fracturado. Ya en el interior del local, una cafetería-bar, pudieron comprobar cómo estaba todo desordenado y revuelto.

LOS AUTORES SE OCULTABAN EN UN INSTALACIÓN MUNICIPAL ADYACENTE

El responsable del local se personó poco después e indicó a los agentes una primera valoración de los objetos robados, una hucha de hojalata con 78 euros en billetes y monedas, otra hucha de color dorada, una bolsa de plástico con seis
euros en moneda y una botella de ron.

Una segunda patrulla policial localiza en el interior de una instalación municipal adyacente a dos varones con huyendo a la carrera pero que ante el "alto policial" deponen su actitud.

Al ser interceptados por los agentes observan cómo uno de ellos presenta un corte sangrante en su pómulo derecho, las manos machadas de grasa y oculta entre su ropa una botella de ron y el otro individuo presenta cortes sangrantes en una mano y manchas de grasa, evidencias que, según la Policía, corroboran la presunta autoría del robo en la cafetería.

UNO DE LOS AUTORES COLABORÓ HACIENDO ENTREGA DE LAS HUCHAS

Una vez en dependencias policiales, uno de los detenidos decidió colaborar espontáneamente con los agentes indicando que aún poseía las huchas y que un allegado suyo podría entregarlas. Los agentes se entrevistaron en el domicilio con su madre, que les hizo entrega de las dos huchas con los 84 euros.

Las investigaciones de la Policía Judicial permitieron imputar a estos dos jóvenes otros seis robos en establecimientos que tienen como patrón común entre otros indicios el 'modus operandi'.

En concreto, los arrestados habrían realizado estos otros seis robos en un breve periodo de tiempo, 18 días, y teniendo como objetivos establecimientos en zonas periféricas poco transitadas y con buenas vías de huida. Una vez seleccionado el local practicaban las mismas técnicas para llevar a cabo los robos.

Una vez concluidas las investigaciones, los dos detenidos, que cuentan
con numerosos antecedentes previos, fueron puestos a disposición de la autoridad judicial.